26 mayo 2011

27 mayo 2011 - prejubilaciones

¿Problema de inflación? Lo que sí es inflación es lo que hemos vivido los españoles con el euro desde 1999. Grandes ventajas, pero mucha carestía. Y como todo está indiciado a la inflación, pues mucha nueva pobreza fruto de la mala productividad y la pérdida de competitividad que hemos sufrido por la subida de los precios en estos años, que derivó en la crisis por la burbuja inmobiliaria y los problemas del inmenso apalancamiento financiero de entidades financieras y particulares:


Pero ahora no hay inflación, sería imposible con una economía la española estancada y sin crecer. Hemos tenido recientemente una subida especulativa de las materias primas, subida que se enfriará más pronto que tarde…

Por tanto, no hace falta subir los tipos de interés todavía. Esta inflación que tenemos es fruto de una subida súbita de las materias primas que llega a su fin y que presumiblemente se corrija sola. Es impensable que ciertas materias primas se mantengan tan caras por siempre. Es como cuando el crudo subió hasta los 150 dólares en 2007 y en 2008 cotizaba ya en 30 dólares. Pues eso, pura especulación. Son activos muy estrechos con un mercado de derivados encima, que provoca movimientos muy amplios en poco tiempo.

Si no hay expectativas de inflación los analistas dudan de la necesidad de subir los tipos como defensa contra la inflación. Mira lo que dice el premio novel de economía Krugman:

Here’s what the OECD is forecasting for inflation:


So the OECD believes, as it should, that headline inflation is experiencing only a temporary bump, and that core inflation will remain low — indeed, below target. So why should we be raising rates? The report says (pdf) that the need to keep close-to-zero policy rates for risk management reasons has now faded and an early upward adjustment in policy rates to establish a visibly positive level, as in the euro area, is merited in the United States and the United Kingdom, but not yet in Japan. This would also help to guard against a renewed buildup of financial fragilities and provide a better starting point in event of a need to react to upside inflation surprises.

Pues eso, que nuestros problemas no vendrán por la subida de tipos de interés, sino por la apatía en el consumo mundial y, en especial, en los países desarrollados. Un abrazo

PD1: Qué asco de prejubilaciones. Empezó el BBVA hace unos meses a tope (a los 53 años). Después fueron las cajas con Bankia a la cabeza. Ahora le siguen las de Telefónica y Barclays. Pero es un dinero que pagamos todos. Las empresas se quitan estos trabajadores contra reservas y no contra su cuenta de resultados, fenómeno, mantener el beneficio como sea. Pero a la pobre Seguridad Social y al INEM les toca apechugar, desde los 50 años hasta los 67 que se deberían jubilar de verdad…Para que te hagas una idea, se les paga el 95% del sueldo (base no los complementos) y 45 días de indemnización, una barbaridad.

Lo peor es que los prejubilados que aceptan gozosos se creen que con cuatro chavos en el bolsillo son ricos y pueden vivir del cuento toda su vida. Cuando esto no es así. Uno vive trabajando toda la vida, si no en una oficina, en la obra; si no en su profesión, en casa cuidando a los suyos y en particular a su mujer que se desesperará de tenerle dentro tanto tiempo. El deporte con chándal, el turismo, el ocio…eso dura cuatro meses. Después quedan muchos años de mano sobre mano…, teniendo en cuenta que ahora, no sé si afortunadamente o desgraciadamente, nos morimos a los 80 años, creo que para nuestra desgracia  ya que el cuerpo no aguanta todo este largo camino, desde los 50 años que les prejubilan, les quedan 30 para pegarse una galla en su iniciativa empresarial y comerse la mitad de sus ahorros, aburrirse dándose paseos, jugando al golf, tenis o lo que le plazca, para que al final le saquen a uno al sol en el banco cerca de casa, como al canario. Gracias Telefónica, BBVA, Bankia, Barclays... Cuatro perras que parecerán muchas para este dardo envenenado…

Al ser humano le dijo Dios que creciera y se multiplicara, ejem, y que se ganara el pan con el sudor de la frente. Pero no dijo que se lo ganara sólo hasta los 50 añitos, que somos unos bebes (al menos yo me veo un chaval y ya acumulo 47. Como a mi empresa le de por prejubilarme les hago la peseta por mucha tela que me den) Así que apaga la televisión y vete a dar un paseo, haz algo productivo macho, lo que sea, pero devuelve a la sociedad todo lo que ella te ha dado y dale gracias a Dios por los días que te ha regalado para no hacer nada. Haz lo contrario y verás lo contento que te quedas, con orden, con alegría, dando trabajo a otros, lo que sepas hacer, pero no te pongas el chándal…

Uno de los mecanismos para reducir el desempleo es el reparto del trabajo: lo que hace una persona en 8 horas diarias, se debería reducir a 6,5 horas y contratar otro para lo que falte. El otro es el emprendimiento. No podemos esperar de las empresas grandes a que creen empleo, antes bien, a río revuelto no va a ganar el empleo, sino todo lo contrario… La iniciativa personal de cada uno, el auto empleo. Difícil, pero es esto o maleta y manta…

PD2: Muy largo, pero por si te interesa: El siglo del yo consumista (influencia de la psicología de masas y la propaganda en la creación de la sociedad de consumo y el Poder en sí mismo del siglo XX. Digamos que, más allá de sociedades secretas, el documental, extraordinariamente conducido, nos introduce en las entrañas del poder sobre las masas, en la publicidad, la propaganda, las relaciones públicas y los medios de comunicación)

PD3: Las empresas más grandes del mundo, las llamadas TITANES. Que rarito, son casi todas petroleras o empresas chinas, ¿por qué será? ¿A quién le interesa que el petróleo esté en las nubes? A quien tiene petróleo que coincide con la OPEP y las petroleras…que cacho de jetas. Así nos va. Panda de chorizos…

  1. Exxon Mobil (EEUU)
  2. Apple (EEUU)
  3. Petrochina (China)
  4. Industrial & Commercial Bank (China)
  5. China Construction Bank (China)
  6. BHP Billiton (Australia-Reino Unido)
  7. Nestlé (Suiza)
  8. Royal Dutch Shell (Reino Unido-Holanda)
  9. Chevron (EEUU)
  10. Petrobras (Brasil)

PD4: En los últimos días se ha hablado mucho de bancos. Este cuadro de abajo es el riesgo que presentan los principales bancos del mundo. No hay sorpresas, aunque esto no lo suele contar la prensa española: Los peores, los españoles (ya sabes, si hay contagio y tenemos problemas con el Reino de España, se vería muy afectado nuestro sistema financiero…). Cada uno puede tener la pasta donde le venga en gana, pero que luego se atenga a las consecuencias. Y el luego puede ser dentro de seis meses, o dentro de dos años... Al loro los que tenéis las perras en las cajas de ahorros. Puede que seamos tan machos de salvar al sistema financiero español, o puede que tengamos que tirar la toalla en un momento determinado. Cada uno tenemos nuestra visión particular de los riesgos de las entidades y de la capacidad de aguante del Estado. Y la mía, como sabes, no es muy positiva, ni con las cajas ni con ciertos bancos que no purgan sus problemas de mora y de falta de prudencia en la valoración de activos. Tenemos a muchas entidades totalmente descapitalizadas…y esto es muy malo ya que el dinero es un bien muy escaso. Cuando quieran recapitalizarse no habrá para todos. (Que no te engañen en la colocación de las acciones de las cajas. Beneficio efímero o batacazo monumental, una de dos)

25 mayo 2011

26 mayo 2011 - Sin crecimiento no hay mejoría. ¿Habrá efecto dominó?


Hoy siguió el pesimismo extremo. No ven salida a los periféricos. Empieza Grecia y los siguientes te los imaginas...

The loudest warning to date. From Reuters:
  • EU Commissioner Damanaki says Greece's Eurozone membership is at risk
  • EU Commissioner Damanaki says Greece must agree on tough measures or return to Drachma, according to state news agency
Incidentally, Greece would like nothing more than to return to the Drachma. And here are the next steps...:
  1. More austerity promises,
  2. No actual enactment,
  3. Many more violent demonstrations
  4. Much more EU disappointment,
  5. More cash demands by Athens,
  6. EU floats proposal to collateralize DIP loan with Greek gold
  7. Greece agrees
  8. Greece files for bankruptcy as IMF/EU/ECB cuts off funding
  9. Greek gold now held by "developed world"
  10. The End
Este analista dice que estaremos una década sin crecimiento y sin mejorar el paro. Sensatos comentarios que te recomiendo leer. Cuando la gente dice la verdad, se nota. Como casi todo el mundo nos miente, escuchar palabras francas es reconfortante, aunque no nos gusten. Es el aliciente para poner remedios a los males: QUE SE ACABEN LAS MENTIRAS. Un abrazo,

Daniel Gros: "España e Irlanda no van a crecer durante un lustro"

El economista no está seguro de que la crisis de deuda “vaya a pararse en Grecia y Portugal”.
Director del Centro de Estudios de Política Europea

 (Expansión) Cuando, un año después del rescate de Grecia, la crisis de deuda vuelve a agitar los peores fantasmas de la Unión Europea, son necesarios referentes que interpreten la situación más allá del calculadísimo discurso de los líderes políticos. Daniel Gros dirige el Centro de Estudios de Política Europea (CEPS, en sus siglas en inglés), uno de los think tanks más influyentes del continente.

A todos los países bajo la crisis de la deuda soberana, la UE les exige una drástica reducción de sus déficit públicos. ¿Es adecuado este planteamiento?
Esto es algo inevitable, es una condición sine qua non, no agradable, pero es así. El crecimiento que tenían esos países –Irlanda, España– no era natural, estaban como drogados, era un crecimiento aparente. Después de un crecimiento sostenido por una burbuja especulativa, viene esta consecuencia.

Entonces esos países ¿cómo van a recuperar el crecimiento?
No van a lograrlo. Por lo menos, de tres a cinco años no van a recuperar el crecimiento. El mundo es así. Usted conoce lo que dice la Biblia: “Después de siete años de abundancia vienen otros siete años de escasez”. Tenemos el ejemplo de Alemania, que ha vivido algo parecido entre 1995 y 2003. En los años anteriores, entre 1990 y 1995, Alemania tuvo un crecimiento drogado, por los efectos de la reunificación y después han venido las consecuencias.

¿No piensa que con las reformas estructurales adecuadas se puede volver al sendero del crecimiento?
Si se desea volver al crecimiento en un plazo de cinco años, hay que realizar las reformas ahora, sino habrá que esperar diez años.

Además de los problemas que tienen sus socios, España sufre un 20% de paro. ¿Qué remedio debe utilizar el Gobierno?
No hay que olvidar que ese nivel de paro era lo normal en España antes de la burbuja inmobiliaria. Ahora sólo volvemos a la situación anterior. Para salir de esta situación son necesarias reformas: modificar el derecho laboral, introduciendo más flexibilidad en los contratos, etcétera, pero no hay que hacerse ilusiones. Con eso se conseguirá aumentar el empleo en cinco años. Este año y el que viene no habrá cambios. Es lo mismo que ha pasado en Alemania: durante siete años tuvo un débil crecimiento y una tasa de paro elevada. Se realizaron reformas y después de varios años el crecimiento remontó. No hay milagros.

Una de las preocupaciones que genera España es la pérdida que acumulan la banca y las cajas, por su exposición al problema inmobiliario. ¿Debería la banca española publicar todas sus pérdidas y comenzar de cero?
Estimo que la pérdida del sector financiero en España se puede evaluar en unos 300.000 millones de euros. El cálculo es relativamente sencillo, sumo lo que se ha invertido en el sector inmobiliario, y le resto lo que sería una tasa de inversión normal, la diferencia es lo que se ha perdido, unos 300.000 millones de euros. La parte que se ha aprovisionado creo que será la mitad, por lo quedan unos 150.000 millones de euros por aflorar. Esas pérdidas van a ir saliendo poco a poco, aunque pienso que es mejor sacar las pérdidas de un golpe, aunque quizá arrastre a la quiebra a alguna institución.

¿Dónde acabará la crisis de la deuda soberana? ¿En Portugal? ¿Llegará a España?
Es difícil responder. No estoy seguro que vaya a pararse en Portugal. Lo deseo, pero no estoy seguro. Lo de Grecia puede acabar mal. Se va a continuar financiando a Grecia y, después de tres programas de ajuste, el Gobierno heleno puede decir: “Se ha acabado, ya está bien, no pagamos y el país cae en quiebra”. Y al final del proceso, Grecia sale del euro. No es deseable, ni probable, pero no se puede excluir. ¿Se imagina usted el golpe para Portugal, y de rebote, para España? Por ahora no veo solución para Grecia.

Pero de todas maneras ese país, ¿esta haciendo grandes sacrificios?
El déficit de Grecia era del 9% en 2008, subió hasta 15% en 2009 y han caído en 2010 a 10%, ni siquiera al nivel inicial. ¿Considera que eso es un gran sacrificio? ¿Un 15% de déficit público es un gran sacrificio para un país? Han llegado al 10% y habían prometido llegar al 8%.

Usted cree por lo tanto que la respuesta de la UE no es adecuada y que se están cometiendo errores.
No se concibe que la UE diga: “Hasta 2013 no habrá pérdidas para los inversores, después ya veremos, quizá hasta pueden perderlo todo”. El que tenga una obligación a diez años ¿qué va a pensar de eso? Le asaltarán las dudas. Es un espectáculo que no se puede dar.

Un buen conocedor del ‘esqueleto’ económico de la UE
Con su ‘cuartel general’ en la capital económica de Europa, Bruselas, el Centre for European Policy Studies (Centro de Estudios de Políticas Europeas, CEPS, en sus siglas en inglés) es uno de los ‘think tanks’ sobre política, economía y justicia más influyentes del continente.
Su director, el alemán Daniel Gros, se doctoró en Economía en la Universidad de Chicago, y ha trabajado como investigador en el Fondo Monetario Internacional (1983-1986) y la Comisión Europea (1988-1990) y como asesor en el Parlamento Europeo (1998-2005). También ha ejercido la docencia y actualmente imparte clases de Economía en la Universidad Católica de Leuven (Bélgica). Desde 1990 colabora con CEPS, centro que ahora dirige. En estos momentos su investigación de centra en el impacto del euro en el mercado de capitales y laboral y el papel internacional de la moneda única, sobre todo en Europa Central y del Este.

PD1: En España el problema no es la deuda pública, que también lo es ya que los guiris tienen un 40% de la misma, sino que el problema es la enorme deuda bancaria. Los bancos son muy grandes y un contagio, un efecto dominó sobre España, sería muy problemático por el tamaño que han llegado a adquirir sus entidades financieras y la deuda que acumulan. Interesante entrevista del jefe de bolsa de Deutsche Bank:

“El problema en España es la deuda del sector financiero”

Henning Gebhart, responsable de renta variable europea de DWS Investments
Funds People
Henning Gebhart es el responsable de renta variable europea de DWS Investments y gestor de renta variable alemana y de pequeñas y medianas compañías europeas de la entidad. Acudió a Madrid para participar en las III Jornadas de Inversión Latinoamericanas organizadas por Allfunds Bank.

Gebhart considera que la renta variable europea, y en particular la alemana, cotiza con valoraciones atractivas y destaca la necesidad de que se resuelvan de manera rápida los problemas de los países periféricos.

Pregunta: ¿Cuál es la situación de Grecia, Portugal y España?
Respuesta: Para empezar son economías con tamaños muy diferentes. En Grecia la deuda es mucho más alta y los problemas estructurales mayores. Si hacemos memoria, recordaremos que este país ya tuvo serios problemas para entrar en la UE. El país ha seguido deteriorándose a pesar de las ayudas y su déficit público y por cuenta corriente han seguido aumentando. En Portugal la situación es similar, pero no tan profunda como en el país heleno.
España es un caso totalmente diferente. Sus fortalezas son mayores. Hay tener en cuenta que Grecia, Portugal e Irlanda tienen en su conjunto un tamaño similar a alguno de los estados de Alemania. El problema es el posible contagio. Si España o Italia se vieran contagiadas por la pérdida de confianza el problema sería muy grande. Por eso es tan importante ahora arreglar los problemas de los países pequeños y asegurar la confianza en el euro.

P.: España ha iniciado reformas que esperemos den resultados. En todo caso ¿es un país ‘Too Big To Fail’ (demasiado grande para quebrar) y al mismo tiempo demasiado grande para ser recatado?
R.: Sería mucho más difícil hacerlo. Es una economía muy grande. Tiene un sector bancario enorme, mayor que el de muchos países en Europa. Y ese es en definitiva el problema. No el tamaño de la deuda pública, sino la gran cantidad de deuda bancaria. Por eso es importante frenar el posible contagio de los pequeños países. Si miramos a los diferenciales de deuda advertimos una vuelta a la confianza en España. Advertimos cierta estabilización económica. Alemania ha pasado por eso. Durante 10 años apenas tuvimos crecimiento económico.

P.: ¿Cuál es su valoración de la bolsa europea? 
R.: Claramente se encuentra por debajo de sus ratios históricos de valoración. Con un dividendo del 4% y un PER de 10 veces, me parece una oportunidad de inversión. A la hora de buscar un refugio contra la inflación, las acciones son idóneas. En 2012 veremos nuevos récords en ganancias, lo que justifica sobradamente los precios actuales a los que cotizan las compañías europeas.

PD2: Sensación de vacío. El espejismo poco ha durado. Qué pena. No han sido capaces de comunicar a la gente el mensaje. Se han liado con decir lo que no eran y lo valientes que eran y lo mucho que estaban haciendo por el resto. Cuando era tan simple como insistir en el mensaje inicial que tantos habíamos comprado de regeneración democrática. El mensaje era lo fundamental. El resto era lo accesorio. Pero no lo han comprendido ni desde dentro, ni desde fuera. Otra vez será. Otros lo harán, dentro de cuánto, qui lo sa…. Léete esto: Esto no puede seguir así. Era una pelea desigual, ¡contra los políticos, figúrate! Ha sido hermoso mientras duró. Ha sido un sueño. La pesadilla seguirá con nosotros: partitocracia sin representación popular, partidos y no personas, diferentes categoría de voto en función de a quien votes, separación de poderes, ética en la política. Ala, a seguir con las mentiras y demagogia. Qué asco. Qué mierda de país estamos dejando a nuestros hijos…yo querría algo mejor. Y esto era bueno. Una semana nos duró. Es imposible luchar contra el sistema…

PD3: Seguimos con lo mismo de todos los días:

Consecuencias para Grecia (o España) de abandonar el euro

Alvaro Anchuelo

Es éste un tema que se debate socialmente cada vez con mayor frecuencia, pero del que no suelen examinarse todas las implicaciones. Se trata de un escenario posible, aunque improbable.

La Unión Monetaria Europea no contempla la posibilidad legal de expulsar a ninguno de sus miembros, pero sería incapaz de detener a un país soberano que desease abandonarla.
No obstante, aunque sea posible salir, el período de gran inestabilidad que acompañaría a una reintroducción de la moneda nacional haría pronto añorar el euro. Habría dificultades para volver a adaptar los cajeros, la contabilidad, emitir las nuevas y (esta vez sin el plazo de tres años del que se dispuso en el cambio de las monedas nacionales a los euros). Pero éste sería el menor de los problemas.billetesmonedas

Cualquier señal del abandono del euro desencadenaría una gigantesca crisis bancaria por las retiradas de fondos y salidas de capitales para evitar la conversión a una nueva moneda que, no lo olvidemos, pronto se devaluaría fuertemente. Evitar esa hemorragia requeriría controles de capital en un escenario que recordaría al de Argentina en 2002. Estas medidas dificultarían el consumo y la inversión, con los consiguientes efectos contractivos sobre la producción.

Interferirían también en el funcionamiento del Mercado Único, al impedir la libre movilidad de capitales, poniendo en cuestión la pertenencia del país que abandonase el euro a la propia Unión Europea.

La ventaja principal de tener una moneda propia consistiría en la posibilidad de devaluarla, según suele resaltarse. Es cierto que, ceteris paribus, ello permitiría ganar competitividad internacional. La magnitud de la devaluación que cabría esperar sería grande, probablemente superior al 30 por ciento. Se suelen olvidar, sin embargo, los efectos que tendría esa devaluación sobre la deuda externa, en su mayor parte denominada en euros.

Si se mantuviese su denominación en euros, esa deuda aumentaría repentinamente en términos de la nueva divisa. Si, por el contrario, se convirtiese a la nueva moneda al tipo de cambio inicial, la devaluación posterior reduciría fuertemente su valor en euros. Esto no sería otra cosa que un default de hecho. Como penalización, los mercados internacionales de capitales se cerrarían a las emisiones de ese país durante años.

Solución desde dentro

Las propias ventajas iniciales de la devaluación en términos de mayor competitividad deberían ponerse en perspectiva. Recordemos lo aprendido cuando usábamos la peseta. Las ganancias de competitividad a través de devaluaciones son temporales y no solucionan un problema que tiene raíces estructurales.

Las devaluaciones terminan provocando inflación, con lo que las ganancias transitorias de competitividad se van disipando y se necesitan nuevas devaluaciones. Las expectativas de éstas, junto al riesgo soberano, elevarían los tipos de interés. En fin, volveríamos a lo que vivíamos antes del euro (devaluaciones, inflación y altos tipos de interés), pero multiplicado.

La alternativa de permanecer dentro del euro tampoco está exenta de problemas. Estamos obligados a elegir entre una opción mala y otra peor. Una vez dentro del euro, parece lo más sensato tomar las medidas necesarias para realizar el ajuste sin salir de él. En este caso, la principal dificultad reside en recuperar la competitividad internacional perdida.
Para ello, la moderación salarial es necesaria pero no suficiente. Tiene que ir acompañada de un aumento sostenido de la productividad del trabajo, basado en la innovación tecnológica. Eso permitiría disminuir el coste laboral real por unidad de producto sin necesidad de reducir el salario real. Aún más deseable sería aumentar la competitividad no sólo vía costes, sino mediante la mayor calidad y la diferenciación de los productos.

Produciendo bienes de bajo contenido tecnológico,siempre será difícil competir con los países emergentes.

Álvaro Anchuelo. Catedrático de Economía Aplicada

PD4: El tiempo pasa volando. Mira este periodista en sus últimos 35 años. Vas viendo cómo cambia cada año, como envejece, como vive, como engorda, como se queda calvo… Hay que aprovechar el mundo que vivimos. CARPE DIEM. Pero aprovecharlo para hacer algo útil, algo importante…demos gracias a Dios cada día que nos da. Es una gozada…

24 mayo 2011

25 mayo 2011 - ¿Qué pasa si Grecia quiebra? Consecuencias: efecto dominó...


Pues esto es lo que contesta uno en el periódico británico The Telegraph:

-          Todos los bancos en Grecia se vuelven instantáneamente insolventes.

-          El gobierno griego va a nacionalizar todos los bancos en Grecia.

-          El gobierno griego prohíbe retirar fondos de los bancos griegos.

-          Para evitar disturbios, el Gobierno griego declara el toque de queda, o incluso la ley marcial.

-          Grecia redenomina todas sus deudas en "Neodracmas".

-          El neodracma se devaluará entre un 30 y un 70 por ciento (probablemente alrededor del 50 por ciento, aunque tal vez más), provocando efectivamente un incumplimiento del 50 por ciento o más de todas las deudas griegas denominadas en euros.

-          En pocos días Irlanda reniega de las deudas de su sistema bancario.

-          El Gobierno portugués va a esperar para ver si hay caos en Grecia antes de decidir si también hacen default.

-          Varios bancos franceses y alemanes sufren pérdidas suficientes como para no satisfacer los requisitos reglamentarios de adecuación de capital.

-          El Banco Central Europeo se vuelve insolvente, dada su exposición muy alta a la deuda pública griega, y al sector bancario griego y la deuda del sector bancario irlandés.

-          Los gobiernos francés y alemán se reunirá para decidir si (a) para recapitalizar el Banco Central Europeo, o (b) para permitir que el BCE imprima dinero para recuperar su solvencia. (Debido a que el BCE tiene relativamente poca exposición denominada en moneda extranjera, puede imprimir en principio su salida de la situación, pero esto está prohibido por su carta fundacional. Por otro lado, el Tratado de la UE de manera explícita, prohíbe la forma de rescates empleado para Grecia, Portugal e Irlanda, pero una pequeñez como su ser manifiestamente ilegal no ha impedido que eso suceda, así que no es intrínsecamente evidente que el ser ilegal que el BCE imprima su salida de la situación sea un obstáculo.)

-          Recapitalizarán el BCE y sus propios bancos, pero declararán el fin de todos los rescates.

-          Habrá carnicería en el mercado de bonos del sector bancario español, ya que los tenedores de bonos anticiparán imposiciones de canjes de deuda por acciones.

-          España decidirá ignorar los contratos de bonos actuales en el sector bancario español, y llevará a cabo la recapitalización de varios bancos a través de canjes de deuda por acciones.

-          Los tenedores de bonos llevarán al sector bancario español ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (y probablemente otros tribunales, también), alegando violaciones de los derechos de propiedad. Estos casos no se verán en años. En el momento en que finalmente se vean a nadie le importará.

-          A continuación le llegará el turno a los bancos británicos. Y seguirá ...


Y además, ya le está pasando lo peor, se les larga la pasta a Suiza…

Grecia: fuga de capitales masiva hacia Suiza

EFE- La fuga masiva de capital privado, en su mayoría con destino a cuentas suizas, agudiza la crisis financiera y presupuestaria de Grecia, donde se ha detectado una drástica reducción de los fondos en las cuentas de ahorro, revela hoy el rotativo económico alemán Handelsblatt.
El diario cita las estimaciones de Dimitris Kouselas, secretario de estado del ministerio de Finanzas, quien considera reales los cálculos de que ciudadanos griegos tienen depositados en cuentas suizas unos 280.000 millones de euros.

Esa suma supone el 120% del Producto Interior Bruto de Grecia, señala Handelsblatt, que se remite a círculos financieros suizos para señalar que tan solo dos de los principales bancos helvéticos administran unos 20.000 millones de euros en cuentas con titulares griegos.
Añade que las autoridades griegas han detectado además que las cuentas de ahorro en Grecia han perdido en los últimos 18 meses unos 38.000 millones de euros de sus fondos, desviados en su mayoría a Suiza.

El diario comenta que los inspectores que registran los equipajes de mano en los aeropuertos griegos han detectado un aumento apreciable de intentos de evasión de capital e incautado con frecuencia cantidades cercanas a los 100.000 euros.

No saben hacerlo más complejo. Si es mucho más simple que todo esto. Es simple: default con quita, salida del euro y nacionalización bancaria. No hay otra. No entra ni un duro más a Grecia, ni si dan este paso, ni si no lo dan. Se van a empobrecer de forma brusca, lo otro es una lenta agonía dilatada en el tiempo. No lo hacen para evitar el efecto contagio, pero ¿No será peor esperar unos años y no hacer la purga de una puñetera vez a todos los países perjudicados? Parece que no es la opción. Se prefiere seguir tratando de salvar los bancos alemanes, franceses, ingleses, españoles… Porca miseria…si es más fácil que todo esto: En qué estarían pensando los ingenieros??? Qué falta de racionalización… Qué complejidad…lo bueno es lo más simple. Todo lo complejo es malo…y además, absurdo. ¿No se han enterado los yanquis que con una simple rotonda se ahorrarían este batiburrillo? ¡Qué memos! Vivan las inútiles rotondas españolas, mejor que esto:


Dicho en el NYT:

Beyond Austerity Plans

Barry Eichengreen is a professor of economics at University of California, Berkeley. He is the author, most recently, of "Exorbitant Privilege: The Rise and Fall of the Dollar and the Future of the International Monetary System."


Plan A for Greece – lowering wages, benefits and other costs but without reducing the nominal value of the debt – is clearly not working. It is economically perverse, since the debt only becomes heavier as the economy shrinks. And it is politically perverse, since asking everyone else to take painful cuts while sparing the bondholders violates basic principles of equity.
E.U.’s new bailout fund should buy Greece's bonds on the secondary market, giving the holders its own bonds in exchange.

But abandoning the euro, a popular if naïve alternative, will hurt Greece more than it helps. The country’s debt to the International Monetary Fund, the European Union and foreign commercial banks will still be denominated in euros, and that burden will only grow more crushing as the "new drachma" depreciates against the single currency. News that Greece was reintroducing the drachma would cause the mother of all bank runs. The country would have to close down its financial system and physical borders.

In addition, the commitment of other members to the euro would be called into question. Greece’s E.U. partners will therefore go to very considerable lengths to prevent this from happening.

By process of elimination, the only solution is internal devaluation with debt restructuring. E.U. leaders are being dragged, despite themselves, to this realization. Much of their kicking and screaming is over the consequences of triggering credit default swaps on Greek government bonds. European policymakers know roughly how many credit default swaps are outstanding but not which financial institutions stand to take A.I.G.-sized losses if they are activated.
The imperative therefore is to reduce the value of Greece’s debt without triggering a default event. One way of doing this is for the European Financial Stability Facility, the E.U.’s new bailout fund, to buy the government’s bonds on the secondary market, giving the holders its own bonds in exchange. Since Greece’s bonds currently trade for only a fraction of their face value, a little bit of E.F.S.F. money would go a long way.

If the Greek government commits to servicing the new bonds first – if the new bonds are "senior" – they will be attractive to investors. The E.F.S.F. can expect to earn back what it invests. Seniority also means that E.F.S.F. purchases will not drive up the prices of remaining Greek government bonds, diluting the effectiveness of the operation, as the Italian economist Angelo Baglioni has explained.

As the price for its help, the E.U. will undoubtedly demand a commitment to early and comprehensive privatization. But dumping the Greek government’s property onto the market would be inefficient and unfair. Forcing the government to liquidate its assets at fire-sale prices would depress the revenue it takes in. This would also be seen as squandering the national patrimony. It wouldn’t fly politically.

The solution is for the Greek government to retain warrants on these newly privatized assets. Ask Greece to do the privatization now, in other words, as a way of locking in reform. But require the buyers to give the government additional payments once the economy starts doing better and the value of those assets recovers.

Expect More Bailouts


Veronique de Rugy is a senior research fellow at the Mercatus Center at George Mason University.

The Greek debt crisis didn’t materialize overnight. It is the product of decades of mismanagement of the country’s finances, overspending, unrealistic promises to every possible interest group and an unwillingness to address issues before it was too late. Now Greece has to act to try to prevent being crushed by its mounting debt. What should Greece do?

Short of declaring bankruptcy, Greece should cut its spending and reform its entitlement programs.

In the 1980s, Ireland successfully restructured its debt by, among other things, devaluating its currency. This remedy is now being tossed about for Greece, but there are crucial differences.
First, even if Greece exited the euro zone, the Greek debt (public and private alike) would remain in euros. As the George Mason economist Garett Jones explains: “This was tried before in Asia in 1997. Devaluation when you owe money in a hard currency creates as many problems as it solves.”

Second, while there is little doubt that a weaker currency than the euro would be more appropriate for a relatively poor country like Greece, richer nations in Europe, like Germany, won’t accept such a move. They fear a bank run on other weakened countries like Portugal and Spain would follow. As a result, there are likely more bailouts in Greece’s future rather than a devaluation. The question, of course, is how long will the German people be willing to pay for the fiscally irresponsible behaviors of their neighbors.

Short of declaring bankruptcy, Greece should cut its spending and mainly reform its entitlement programs. Using a large data set covering over 20 O.E.C.D. countries and spanning nearly four decades, the economists Andrew Biggs, Kevin Hassett and Matt Jensen identify more than 100 instances in which countries addressed their budget gaps. They find that “the typical unsuccessful fiscal consolidation consisted of 53 percent tax increases and 47 percent spending cuts. By contrast, the typical successful fiscal consolidation consisted of 85 percent spending cuts.” Their findings are consistent with the work of Harvard’s Alberto Alesina and Silvia Ardagna.

They also found that successful consolidations involve important reductions in social transfers and that “cuts to government wage expenditures, meaning the size and pay of the public sector work force, and cuts to subsidies are typical in both successful and unsuccessful consolidations.” Unfortunately, only a minority of countries chose to cut spending. Most relied on revenue increases, which were unsuccessful in reducing the debt ratio. Interestingly, the debate over whether successful fiscal consolidations may spur growth is far from settled.

Esperamos acontecimientos, pero parece que junio es el mes. Tienen que decidir si le dan más dinero o si le cortan el grifo. El proceso de privatizar los activos griegos es un imposible. Nadie querrá comprar nada griego en estos momentos. Ni los nacionales ni los extranjeros. ¿O querrías tu invertir en Grecia en estos momentos…? Un triste y aterrorizado abrazo (mira que lo venía diciendo desde hace un año. Ahora que está cada vez más cerca, me da cada vez más miedo…No me gusta jugar nada al dominó)

PD1: Nuestro vecino portugués está en situación límite también. Junto con Grecia e Irlanda han conseguido que sus inversores no den un duro por ellos. Sus bonos están en la estratosfera. Así es imposible ni vender ninguno más, nadie los quiere ante el temor a una QUITA como la que va a haber en Grecia, y quien los tiene los vende y origina un aluvión de pérdidas a los bancos europeos, sus tenedores. ¿Quién será el siguiente? No se puede ni mencionar. SHSSSS, calladito estás más guapo…

Los intereses que penalizan la deuda soberana de Portugal volvieron a subir hoy hasta rondar máximos históricos, debido a la incertidumbre que se vive en toda Europa en torno a la situación griega. Los títulos lusos con vencimiento a diez años cotizaban hoy en el mercado secundario al 9,72% de interés, 6,8 puntos básicos por encima del precio alcanzado ayer. Comparado con la deuda alemana también a diez años -utilizada habitualmente como valor de referencia-, el diferencial se amplió hasta 666 puntos básicos, ya que la rentabilidad de los bonos germanos era hoy del 3,06% (Invertia)



PD2: Nuevos tiempos, nuevas formas de hacer las cosas. Esta es una revolución de base tecnológica, social, del conocimiento e industrial. Es una revolución cognitiva, del ser humano. Te recomiendo el video de TEDx. España se mueve y muchas veces en la dirección acertada. Si sólo nos siguieran los políticos. Una pena. Me ha encantado el TEDx (Tecnología, Educación y Diseño) Oiremos cosas muy buenas de por aquí…Entre otras, uno de los conferenciantes de ayer mejores es el mago More que dijo ayer: "Hay que hacer todos los días algo que no te apetezca hacer" y "El que quiere cambiar siempre tiene una razón. El que no, siempre tiene una excusa"

Nieves Segovia dijo por su parte: “3 de cada 4 niños trabajarán en profesiones que aún no existen”. "Los estamos educando [a los niños] para un mundo que ya no existe, que es el nuestro". "En cinco años vamos a vivir una evolución equiparable a la que va de la Edad de Piedra a la Revolución Industrial". Estamos produciendo solo un 3% de alumnos brillantes frente al 8% de la OCDE.

PD3: Ya sale la gente con ideas para cambiar el sistema electoral. Esta es una. No sé si es la buena, que sigan las ideas, ánimo…

PD4: No sé si es una exageración. Vengo de Rumania muy concienciado con las desigualdades sociales. ¿No nos estará pasando lo mismo en España y no nos estaremos enterando? Muchas veces los datos macro esconden la verdad. Quizás la inmensa clase media adinerada y los tantos años de abundancia nos están ocultando la marginación de otros muchos, su desolación. Qué pena

24 mayo 2011 - ¿Estamos salvados?

He estado en una Primera Comunión de tres sobrinos en Bucarest (Rumania). Increíble la fe que hay en todas partes. Más en los países más pobres. Ya se sabe, lo ricos es más difícil que nos salvemos dado nuestro egoísmo y nuestra soberbia. Y España es muy rica vis a vis con Rumania. Inmensamente rica, o dicho de otra forma, que país de contrastes es el rumano. Qué gran pobreza, qué consecuencias tuvo la revolución rusa en todo su entorno de influencia. De tener un esplendor sin parangón, con unos edificios de principio de siglo XX espectaculares, a un estado de decadencia y pobreza espantoso.

Pero no tienen paro; su problema no es de desempleo. Esos 1,2 millones de rumanos que se han instalado en España no es porque no tuvieran empleo ahí, sino que los sueldos del lugar son paupérrimos. Por ponerte un ejemplo, los taxis tenían una baja de bandera de 0,3 euros y cualquier recorrido largo de 20 minutos y de 15 km te costaba 3 o 4 euros. Como en España vamos, que para venir del aeropuerto a mi pueblo te soplan 45 leuritos. En los parques se cortaba la hierba alta con guadaña, pero no un jardinero, un equipo de 15 jardineros con sus respectivas 15 guadañas. Impresionante. No te menciono a los gitanos ya que apenas les vimos dado que estábamos con los expats, lujo de los lujos…Me pasé dando “leis” a todos los pobres que se me acercaron, y hubo muchos que lo hicieron…

Pero frente a este desolador panorama, encontrabas los nuevos ricos del país, los herederos del negocio de Cheauchescu, la segunda fila de militares que lo entregaron se hicieron los amos del nuevo país capitalista, en toda su potencia. Lo hicieron redondo. Nunca he visto tanta desproporción y desigualdad entre los ricos y sus deslumbrantes coches y centros comerciales y el 99% del resto. País sin clase media alguna, sin futuro alguno ya que los sueldos están en el suelo. Por eso se vienen a España, para poder mandar dinero de vuelta. En España trabajando por 600/1000 euros, viven y pueden repatriar la mitad de sus ingresos que allí sería el sueldo de uno, dos o tres incluso. Ojo, y eso que no salimos a la zona rural: eso debe de ser más descorazonador si cabe…

Acabarán haciendo los coches no sólo los rumanos, sino el resto de países del Este europeos. Tienen unos sueldos ridículos. Están como España hace no 20 años, sino quizás el doble de años, pero con el contraste de la opulencia al lado.

Volviendo a lo de siempre, una de cal:

Krugman da un voto de confianza a España: puede lograr pagar su deuda y Grecia, Portugal e Irlanda, no

El Nobel de Economía Paul Krugman se ha mostrado muy crítico con los rescates financieros en la Unión Europea y con los programas de austeridad que estos conllevan, y ha asegurado que "está claro" que Grecia, Irlanda y Portugal "no pueden y no podrán pagar sus deudas en su totalidad", aunque cree que España "podría lograrlo".

"El hada de la confianza no ha aparecido. Las naciones deudoras con problemas en Europa están, como debíamos haber esperado, sufriendo un mayor retroceso económico gracias a estos programas de austeridad y la confianza se está hundiendo, en vez de aumentando", asegura en una columna de opinión en 'The New York Times'.

Por este motivo, cree que, siendo realistas, Europa debe prepararse para algún tipo de reestructuración de deuda, que incluya una combinación de ayuda de las economías más fuertes y "recortes" a los acreedores privados. "El realismo, sin embargo, parece ser escaso", apostilla.

El economista destaca que en Europa se ha insistido en que mantener el valor de la moneda y unos presupuestos equilibrados son la respuesta a todos los problemas. "Detrás de esta insistencia ha habido fantasías económicas, en particular la creencia del hada de la confianza, es decir, la creencia de que recortar el gasto realmente va a crear puestos de trabajo, porque la austeridad fiscal aumentará la confianza del sector privado", subraya.
Sin embargo, añade que, desafortunadamente, "el hada de la confianza sigue negándose a hacer acto de presencia" y la disputa sobre cómo manejar una "realidad inconveniente" amenaza con crear en Europa el punto de inflexión para una nueva crisis financiera".

Krugman señala que, tras la creación del euro en 1999, las naciones europeas que anteriormente se había considerado que estaban en riesgo comenzaron a experimentar unos grandes influjos de capital. "Después de todo, los inversores pensaron, dado que Grecia, Portugal, Irlanda y España eran miembros de la unión monetaria europea, ¿qué puede salir mal?", señala.

En este sentido, explica que la respuesta a esta pregunta es ahora "aparentemente dolorosa". Así, apunta que el Gobierno griego, debido a los bajos tipos de interés, se endeudó demasiado, mientras que, en el caso de Irlanda y España, aunque los gobiernos no lo hicieron, los bancos sí y, cuando estalló la burbuja, los contribuyentes se encontraron con la deuda bancaria.

Así, recuerda que los líderes europeos ofrecieron préstamos de emergencia a países en crisis, pero sólo a cambio de prometer que se iban a imponer "salvajes" programas de austeridad, basados principalmente en amplios recortes del gasto. Así, se defendió que mejorarían la confianza y serían expansionarios, y se rechazaron las críticas sobre el dolor que crearían y el empeoramiento de la crisis en estos estados.

Asimismo, se muestra muy crítico con la postura de Alemania, por sus reticencias a ayudar a sus vecinos con problemas, y en especial, con el Banco Central Europeo (BCE), a quien acusa de no estar dispuesto a afrontar el fracaso de sus fantasías. "Esto puede sonar increíblemente tonto, pero, quién dijo que la sabiduría rige el mundo", matiza. (Cotizalia)

Y otra de arena: Nos quedan seis meses y los nuevos alcaldes y presidentes de comunidades autónomas van a levantar las alfombras y ver lo que hay debajo. Si hay moralla, se la van a endiñar al que se larga… lo que hace casi inviable que se cumpla con el déficit del 6%, ergo nos bajarán la calificación crediticia al Estado y a todos los emisores también.

Y por ahí fuera, empieza la movida también. Italia, y  Bélgica, con rebajas de rating y con dudas sobre una repatriación del dinero inversor de vuelta a casa. Dinero que se va a necesitar en el momento que se produzca el default griego, o mejor dicho, la reestructuración de su deuda (quitas).

Grecia ya ha dicho que quebrará si no recibe la ayuda de junio. La cuestión es que todo dinero que se les de se lo fagocitan. ¿Les seguiremos ayudando en junio? Creo que la fecha de caducidad está muy próxima.

Y contagio a todos. España, a pesar de lo que dice Krugman, estamos ya con un spread de deuda de 255 pb. Lejos de ese equilibrio por el que nos hemos movido en los últimos 6 meses y cada vez más cerca de nuestros altos. ¡Qué miedo! ¿¿Vuelve la leña?? Eso me temo…

Bueno, a ver si leo algo y te cuento cosas nuevas que todo esto es más de lo mismo. Un abrazo,

PD: Por cierto, cada vez más contento con el grado de aceptación del personal en los 10 puntos de regeneración democrática. Te los resumo en tres bloques: cambio de la ley electoral, separación de poderes (ejecutivo, legislativo y judicial) y ética política (que nos digan la verdad y se acabe la demagogia). Desde Sol se tendrán que definir muchas cosas y ver cómo se instrumentalizan, ver cómo se la tragan los políticos cuando se les pase la euforia/tristeza del momento. Las deberán hacer suyas para la campaña de marzo de 2012. Y ahí ganará quien venda una regeneración democrática. Dudo mucho que puedan vender gestión unos, los que se irán, ni otros los que llegan y tan callados han estado. Pero como no se espabilen, en casi un año, ganará quien haga suyo el decálogo. Veremos quién se atreve y si se atreven…