30 septiembre 2009

¿va a dimitir ZP?

Creo que se está ejerciendo una enorme presión por parte del partido socialista que podría preferir a otro mandatario para conciliar la salida de la crisis. España está enervada en un montón de conflictos y la queja se oye ya abiertamente desde destacados miembros de los medios de comunicación progresistas, como Juan Luis Cebrián de El País, que incuso insinúan de la inconveniencia de que sean los partidos pequeños nacionalistas los que aprobaran unos presupuestos generales del Estado, con la propuesta de subida de impuestos que, para muchos economistas, es tildada de contraproducente.

Se barajaría la posibilidad de que fuera más temprana su salida de lo que muchos hubieran imaginado o deseado. ¿Qué consecuencias tendría para la economía española, cada vez con más falta de credibilidad internacional y con una creciente inseguridad jurídica? Se vería como un cambio a mejor; sería positivo.

En primer lugar se podría producir un relevo en tanto en cuanto serían los diputados de las Cortes, elegidos por la soberanía popular, los que se encargarían de proponer al Rey el nombramiento de un nuevo Presidente del Gobierno. El run run es que sería Joaquin Almunia, actualmente Comisario de la UE, el cual sería visto con buenos ojos por ambos partidos mayoritarios y aportaría una dosis de ortodoxia en sus políticas económicas, al ser un tecnócrata.

Almunia sería factible por su mayor credibilidad, el Gobierno la tiene actualmente perdida, lo que implicaría en una mejora de la confianza, en una mayor ilusión por el futuro y en una visibilidad de la salida, con el nuevo Presidente, de la crisis actual.

Necesitamos volver al consenso entre las dos grandes formaciones políticas. Esta demora en el tiempo y esos esfuerzos, inútilmente perdidos en rencillas partidescas, no se deberían seguir produciendo en tanto en cuanto la gravedad de la crisis exige medidas de reducción del gasto mayores sin demora.

Del discurso del Director de El País del día 28/9/09 ante el Foro Nueva Economía: (como es muy largo te recomiendo la negrita)

“Nos hemos manifestado, en público y en privado, reiteradas veces en contra la interferencia abusiva del gobierno en el normal desarrollo de los mercados, cambiando las reglas del juego de manera arbitraria, precipitada o improvisada. Episodios como los de Endesa, la central nuclear de Garoña o el reciente decreto ley sobre TDT son muestras preocupantes de una cierta inseguridad jurídica que afecta al normal desarrollo de la vida de las empresas. Lo mismo podría decirse del esperpéntico debate público sobre la subida de impuestos o aquel ya olvidado vaudeville en torno al control y gobernanza del BBVA. La reiteración de incidentes de ese género hace dudar de la habilidad en el manejo del timón de nuestra economía. La presencia frecuente en esos episodios de un ministro que ha decidido que nos quitemos las corbatas como único plan energético visible tiñe de perfiles risueños las opiniones sobre la idoneidad de lo políticos. El que tan experto economista utilice los pasillos del Congreso de los Diputados para mentir, y atacar con sus mentiras, a un grupo de comunicación nos habla de paso de su mermado entendimiento democrático. Pues este es por cierto el otro motivo de nuestra alarma: la tendencia de algunos gobernantes a ignorar o vulnerar la institucionalidad democrática, que se manifiesta entre otras cosas en el menosprecio respecto a las orientaciones de organismos como el Consejo de Estado, el de Seguridad Nuclear o la Comisión Nacional de la Competencia; la falta de atención a las indicaciones del Banco de España; una especie de guerra preventiva desatada contra las sentencias del Tribunal Constitucional, incluso antes de que se dicten, y el abuso arbitrario e improcedente de la figura del decreto ley como instrumento legislativo. Sobre este punto me extenderé algo más pues lejos de la gresca con la que algunos quieren confundirnos creo que se trata de un tema de enorme calado y que afecta de lleno al futuro de las sociedades libres.

Empezaré por leerles un párrafo de un ensayo mío que publiqué hace más de 25 años –cuando casi ninguno de los protagonistas de este momento estaba en activo- bajo el título de El tamaño del elefante. “El método de listas electorales cerradas y bloqueadas… amenaza con matar toda democracia interna en el seno de cada partido… [pero] la enorme concentración de poder que se produce en las cúpulas partidarias no acaba aquí…. … de modo que no es ya el parlamento el que controla al gobierno sino el gobierno el que controla a la mayoría parlamentaria, la diseña de antemano, y de acuerdo con los sondeos electorales la domestica, la manipula y la utiliza… … La profesionalización de la política, en el peor de los sentidos de esta palabra, acabará por ahondar el foso existente entre la superestructura del poder y el sentimiento ciudadano”. Creo que estas tendencias, visibles ya hace un cuarto de siglo, han seguido manifestándose en la democracia española. Y afectan a todo el sistema de representación política y de gobernación. Llama la atención que durante el año 2007 se aprobaran 72 leyes y 11 reales decretos mientras que en 2008 solo se aprobaron seis leyes -entre ellas la de Presupuestos- y el Consejo de Ministros dictó diez decretos leyes sobre los temas más variados. Este año vamos por el mismo camino pues hasta ahora el parlamento ha aprobado ocho leyes y 12 reales decretos. Algunos argumentan que semejante situación se debe a la crisis económica, pero resulta evidente que el gobierno entiende la iniciativa legislativa de una manera muy peculiar, que desdice del comportamiento habitual de una democracia parlamentaria. Quizás siente la presión cada vez menos soportable de encontrarse en minoría y rehúye casi inconscientemente los debates abiertos. Los partidos políticos tienen un problema con su democracia interna: los líderes díscolos están destinados a fugarse de sus formaciones o a marcharse en silencio de ellas. No insistiré más sobre estos puntos, que me parecen de capital importancia para garantizar la moralidad de la política y la transparencia del poder; reiteraré en cambio que estas son discrepancias que siempre hemos tenido respecto a la manera de comportarse del gobierno y de las fuerzas políticas, y que se pusieron una vez más de relieve con ocasión del famoso decreto ley del 13 de agosto. Lo dijimos entonces, lo repetimos ahora. Por lo mismo, bucear en las páginas de El País o merodear en las tertulias de la SER para descubrir un cambio de rumbo en nuestra línea editorial debido a ese incidente resulta bastante inútil y en cierta medida ridículo. Seguimos fieles al principio de servir con veracidad e independencia a los usuarios de nuestros medios. Únicamente hemos puesto de relieve el titubeo creciente de los gobernantes a la hora de enfrentar la crisis económica y su abuso en la manera de legislar, a la hora de hacerlo y por motivos espurios en ese caso concreto. Lo hicimos, y lo seguiremos haciendo, desde la autonomía de la sociedad civil, en cumplimiento de la misión que los medios de comunicación tienen. La importancia de este sector para la construcción y preservación del edificio democrático es comúnmente ensalzada por los ocupantes del poder, pero sus declaraciones suenan a retórica. Llama la atención el hecho de que mientras se toman medidas precipitadas que transforman de manera imprevisible el sector audiovisual, todavía estemos esperando una medida que devuelva la esperanza a los editores de periódicos medianos y pequeños, siendo la prensa como es, o como nos dicen que es, un puntal básico para la formación de la opinión pública en las democracias. Por nuestra parte, seguiremos pues ejerciendo nuestro derecho a la crítica, e incluso a la resistencia si fuera precisa, y lo haremos desde una perspectiva inequívocamente modernizadora y de progreso, a la que repugnan los brotes de populismo de todo género que a derecha e izquierda se manifiestan.

Dichos brotes, al margen de los otros que algunos definen como verdes y veremos cuándo y cómo fructifican, se producen en un marco de extrema depresión de nuestra economía y se manifiestan lo mismo en declaraciones de los políticos que en decisiones apresuradas para contentar al personal. No estoy de acuerdo con quienes dicen que el gobierno no ha hecho nada, o todo lo ha hecho mal, a la hora de conjurar la crisis. El plan E, por ejemplo, resultó una medida acertada por más que algunos ayuntamientos hayan utilizado sus recursos de forma tan caótica como el de Madrid. Y el gobierno fue diligente a la hora de garantizar la liquidez de las entidades financieras, cuyas estrecheces amenazaban con poner el peligro el sistema de pagos. Es además lógico y deseable que se quiera proteger a las capas de la sociedad más desfavorecidas. Pero la mejor política social posible, la única en realidad a la que deberían estar enfocados todos los esfuerzos, es crear empleo, y en ese empeño no se aprecia una actuación eficaz y urgente que facilite las condiciones para que algo así suceda. Antes bien, las polémicas públicas con las organizaciones de empresarios generan un entorno nada favorable para emprender iniciativas que permitan una lucha eficaz contra el paro.

Es tan grave y tan profunda la crisis económica que demanda un verdadero acuerdo nacional, con la participación de las dos grandes formaciones, para poder afrontarla con éxito. Salvar el presupuesto a base de apoyarse en pequeños partidos nacionalistas no es garantizar la estabilidad política en medio de situación como la que padecemos. Y esperar –como hace la oposición- a que el gobierno se caiga bajo los efectos de la crisis, sin apoyarle de manera seria y responsable para que aborde las respuestas que esta demanda, tampoco es un modelo de solidaridad y compromiso con los ciudadanos. Sean cuales fueren las diferencias ideológicas, en la reconstrucción del tejido productivo de nuestro país y el reencuentro con la senda del crecimiento necesitamos políticas transversales. Los líderes sociales deben mostrar que se esfuerzan en conseguirlas y no dedicarse a tirarse puyitas y pellizcos de monja en los mítines de fin de semana. Actuar de otra manera no hará sino profundizar el ya muy extendido desprestigio de la clase política y de sus principales integrantes.

Algunas veces he insistido en que en realidad no nos encontramos ante una crisis de la economía, sino ante un cambio global de paradigmas que afecta al modelo de producción y distribución de bienes, a la participación de los ciudadanos en los asuntos públicos y a las relaciones internacionales en su conjunto. Resolver las cuestiones planteadas exigirá tiempo y paciencia y eso lo comprende todo el mundo. Lo que la gente necesita es saber que se ha elegido el camino adecuado y que, aunque se dude sobre las posibles soluciones, se ha llevado a cabo un diagnóstico correcto de nuestros problemas. Humildad en las promesas y determinación en las medidas son condiciones adicionales para el restablecimiento de la confianza perdida entre los ciudadanos y los políticos.

Nadie en su sano juicio puede hacer responsable a este gobierno de las enormes dificultades económicas por las que atravesamos, y nadie tampoco puede presumir de conocer las recetas únicas e indiscutibles que sanarán al enfermo. Pero el gobierno debe entender que los diferentes reclamos que proceden de los grupos sociales no están solo inspirados por el egoísmo, el interés particular o la falta de solidaridad. La reconstrucción del empleo es una prioridad para todos, sindicatos y empresarios, y la salida de la recesión urge más a los más desposeídos, pues son ellos las primeras víctimas del descalabro. Por eso es preocupante la escalada de la demagogia en el debate político, y el volumen de descalificaciones mutuas y agresiones gratuitas entre los representantes de las diferentes opciones. Criticamos en su día los excesos fundamentalistas de la derecha nacional-católica, empeñada en resucitar a la España profunda, y debemos alzar la voz igualmente contra las extravagancias de un populismo de izquierda que ignora el carácter interclasista y moderno de esta sociedad. El gobierno tiene la obligación y la responsabilidad de gobernar, sometiéndose al escrutinio parlamentario, al de la opinión pública y al de los medios de comunicación. Y por lo mismo tiene un deber de transparencia que se concilia mal con las prácticas antes descritas. Esto, repito, es cuanto hemos dicho recientemente y no veo en ello cambio de rumbo alguno en la singladura editorial de nuestro grupo.

Por lo demás el gobierno merece también la solidaridad y el apoyo de esta sociedad, precisamente en momentos tan difíciles como los que atravesamos. E igualmente los medios deben hacer un ejercicio de responsabilidad. Hemos de extremar nuestra exigencia de veracidad en las informaciones y de independencia en nuestras posiciones editoriales. Mentiría si dijera que el panorama general que presentan las empresas de comunicación se corresponde con esta máxima y estoy seguro de que también la nuestra ha cometido y comete errores, pecados y desviaciones. Solo puedo decir al respecto que desde hace décadas nos hemos esmerado en garantizar controles internos, y reclamar los externos del cumplimiento de la ley y la eficacia de los tribunales, a la hora de evitar los excesos que se cometen mancillando el nombre de la libertad de expresión. De modo que no duden nuestros políticos que nos tendrán a su lado, al margen cualquier discrepancia, en la ingente tarea de reconstrucción que nos aguarda. Porque frente al deterioro de la política que tan ominosamente padecemos no pretendemos su destrucción sino su reivindicación. Y es que la economía no existe al margen de la política, por más que algunos se empeñen en ignorarlo, y solo desde la política se podrá encontrar una salida a la actual coyuntura. De ahí que sea tan importante resucitar la centralidad del discurso público e ir al encuentro de las mayorías sociales.

Si este acuerdo nacional que los políticos no quieren y los ciudadanos demandan se llevara a cabo, España podría adelantar la hora de su salida de la crisis y reforzarse cara al futuro. Nuestro país se ha transformado sustancialmente en las últimas décadas, en gran medida gracias al impulso que la libertad y la democracia han insuflado a sus gentes. Contamos con todos los elementos necesarios para controlar el porvenir sin necesidad de invocar optimismos retóricos. Tenemos infraestructuras, un buen sistema financiero, instituciones políticas, económicas, sociales y culturales muy estables y de gran penetración en la sociedad; y contamos con un capital humano de una calidad y en una cantidad desconocidas antes en nuestra historia. Por eso demandamos buenas políticas que pongan todo eso a funcionar. En ese empeño contarán con nuestro apoyo cuantos se pongan a él. Desde el ejercicio de la crítica, con transparencia y honestidad. Desde el convencimiento también de que, como dice un buen amigo mío, quizá el secreto de la salida de la crisis consiste en que nos pongamos todos a trabajar más.

29 septiembre 2009

santiago ulloa


Es el primer español en entrar en la lista de los 20 mejores asesores financieros de EEUU. Sensatez e inteligencia a raudales. Es lo que tiene. Triunfan los listos, como debe ser. Ya me gustaría que en España hubiera estos asesores buenos. Ya me gustaría parecerme algo a él. En una reciente entrevista en ABC contestaba:

“CHINA y BRASIL son los países que más riqueza crearán en los próximos años”.

Enhorabuena por su entrada en la lista de oro de la revista Barron’s. ¿Qué es lo que ha valorado de su gestión? Muchas gracias. Lo cierto es que se valoran dos aspectos claves para ser un asesor independiente. Por un lado la estrategia y resultados obtenidos en los últimos años. Por otro, y aún más importante si cabe, se tiene en cuenta la transparencia. Se valora la opinión de la industria sobre la claridad y la objetividad con que un asesor independiente ejerce sus funciones. Además, creo que este criterio ha sido definitivo en un año caótico para la industria financiera, en el que se han puesto de relieve los conflictos de interés entre los grandes bancos de inversión y sus clientes.

¿Y cuál ha sido su estrategia durante los años de la crisis? Los mercados se mueven por expectativas. Hace unos meses las expectativas eran muy negativas y por eso desde finales de 2008 hasta marzo de este año los mercados estuvieron cayendo. Como consecuencia de la caída de tipos de interés, la deuda pública se desplomó y las dudas con respecto a algunas empresas dispararon los rendimientos de la deuda corporativa. Nosotros hemos aprovechado este fenómeno y hemos estado muy activos en los mercados de crédito y en lo de bonos corporativos. Sin embargo, en marzo el sentimiento empezó a cambiar y la verdad es que creo que la Bolsa ha ido por delante de la realidad y a fecha de hoy creo que algunos sectores están sobrevalorados.

¿Ha modificado sus posiciones? Se ha pecado de un exceso de optimismo durante los últimos meses y las Bolsas han subido demasiado. Por supuesto que hemos aprovechado los ascensos de la Bolsa, pero hay que mantener la prudencia. Creo que sería normal que se produjera un recorte, pero no tiene por qué ser demasiado duro. No hay que olvidar que parte del dinero de instituciones y particulares se ha quedado fuera del rally, y como consecuencia de ello hay mucha gente esperando para volver a la Bolsa. Pero es probable que haya una corrección.

Entonces, ¿qué actitud debemos tomar ante la Bolsa? Sería recomendable aprovechar los recortes para hacer movimientos. El que no haya entrado en Bolsa todavía, debería esperar a que caigan un poco los niveles. El que haya entrado a lo largo de este año, debería recoger los beneficios en breve. Sin embargo, el que acabe de entrar y empiece a perder dinero, debería esperar también y aprovechar la nueva tendencia alcista posterior. Pero, una vez más, lo más importante es diversificar y no asumir riesgos por encima de las posibilidades de cada uno.

¿Dónde ve más potencial? Seguimos pensando que donde se va a crear más riqueza es en los mercados emergentes, especialmente en China y Brasil. No somos positivos con Europa. Creemos que la crisis puede seguir golpeando. Por sectores, considero que el sector financiero ya ha dado mucho de sí y ahora tiene que consolidar esas ganan cias. No obstante, como decía anteriormente, creo que hay que poner un mayor interés en el sector consumo de mercados emergentes. Su economía va a seguir creciendo y vemos especial potencial en países como Brasil, China e India. En el otro país de los BRIC, Rusia, no lo vemos tan claro. Las variables de hacer negocios allí son muy diferentes y no nos gustan demasiado.

Desde Genspring, Family Office donde trabaja Santiago Ulloa, con la siguiente mentalidad de wealth management:

“Un generación planta los árboles; la siguiente obtiene la sombra”

“Una vida feliz consiste en tener la conciencia tranquila”

“Mis padres lo plantaron para mi, y yo planto para mis hijos”


“Los bambus jovenes son fáciles de doblar”

“Un viaje de miles de kilómetros empieza con un simple paso”

“Más preciados que nuestros hijos son los hijos de nuestros hijos”

Un español, elegido entre los 20 mejores asesores financieros de Wall Street
Ulloa defiende la independencia para ser un asesor honesto.
04/09/2009 – EFE El español Santiago Ulloa, presidente de GenSpring Family Offices, ha sido elegido por primera vez entre los 20 mejores asesores financieros en Estados Unidos, según la publicación financiera Barron's. En la edición de esta semana de Barron's, del Grupo Dow Jones, se publica la lista de los mejores asesores financieros independientes de EEUU entre los que se incluye a Santiago Ulloa. La empresa GenSpring Family Offices es el principal grupo de asesoría independiente a nivel mundial, fue creado hace ya 20 años y en la actualidad asesora a familias de mas de quince países, con un volumen en gestión cercano a los 20.000 millones de dólares.
Barron's analiza el papel de los asesores financieros independientes que están teniendo una mayor trascendencia por los excesos y conflictos de interés de algunas entidades financieras en los últimos años. "Es muy difícil diseñar un producto financiero y al tiempo ser asesor porque se puede estar recomendando un producto rentable para la institución, pero no necesariamente para el cliente", señaló hoy Ulloa en comunicado distribuido por su empresa.

Como resultado de la crisis financiera, la industria de gestión de activos va a cambiar mucho, según pronostica Ulloa. "Posiblemente nos encontremos con creadores de producto y gestores de fondos, separados de los distribuidores, que en la mayor parte de los casos serán las entidades financieras, y en el otro extremo los asesores financieros independientes", afirmó "Estos últimos serán solamente pagados por el cliente y su obligación será buscar las mejores opciones que encajen con su perfil de riesgo y sus necesidades".

Después de que durante varios años la riqueza de las familias a nivel mundial creció a tasas de dos dígitos, en el 2008 cayó una media del 19.5 por ciento, según el último informe de CapGemini/Merrill Lynch. La región del mundo en la que menos se destruyó riqueza fue America Latina, donde cayó un 6 por ciento frente al 23 por ciento de los Estados Unidos y el 22 de Europa. Según coinciden los expertos, esta tendencia ya está cambiando, dado que tanto los mercados financieros, como los inmobiliarios están dando la vuelta y se espera para este que haya crecimientos superiores al 10 por ciento.

Y con respecto a la bolsa, comparto al cien por cien el sesgo hacia emergentes. Es lo que toca para los próximos 10 años. Un abrazo

26 septiembre 2009

invertir o especular


Llevo desde 1987, antes del crash, dedicado a esto. He visto de todo. Y cada vez soy más consciente de que se me siguen escapando cosas y que sigo sin saber nada.

Pero he ganado mucho dinero invirtiendo a largo plazo. Cada vez que se me ocurría dedicarme a derivados (futuros), a valores chicharreros, al intradía, a los CFDs, me la he pegado. Ganas un par de veces y te cogen en parihuelas otras tantas.

Y sin embargo, si inviertes en tendencias largas, con horizonte de inversión de al menos 3/5 años, el éxito es seguro. En 2006 entré en emergentes. Y todavía creo que no se deben vender. Pueden faltarles otros 3 o 5 años más. Ya lo iremos viendo.

Esta es la idea de invertir a largo plazo. Lo de más es especular, sufrir, angustiarte con posiciones especulativas que te sobran, meterte en riesgos que no controlas, seguir soplos falsos, recomendaciones del amiguete, mal interesados. Especular a corto, Uff. En fin, que te cuento que no sepas. Aunque en este mundo siempre tiene que haber gente "pa to".

Pues eso, ahora tenemos una tendencia buena, sobre todo mientras se la sigan sin creer los inversores. Cuando estemos todos de acuerdo, a temblar. Pero ojo, que no se puede generalizar. Hay riesgos enormes en los países desarrollados. Estamos dispuestos a aguantar inflaciones al 10% y tipos al 12% en un par de años Lo dudo mucho. Dónde nos refugiamos. Pues eso, bastante obvio.

Si miramos los índices de casi todas las bolsas occidentales están en los mismos niveles ahora que hace 10 años. QUE RUINA. Pero mira tu cuenta corriente, o mejor dicho, mira tus inversiones financieras y pregúntate si ¿están mejor o peor que hace diez años? Mucho mejor, sensiblemente mejor. Eso es porque has sabido elegir bien.

Hay que ir brujuleando de un sitio a otro, hay que saber cambiar de riesgos en cada época; pero las inversiones deben madurar, las debes tener unos cuantos años para que se cumpla el motivo por el cual entraste en ellas. Cuando nos dedicamos a cambiar de una a otra de forma rápido, damos pie a errores, a ponernos nerviosos y a generar pérdidas.

Ni te cuento cuando especulas y vas poniendo stop loss, tan de moda ahora. Te saltan siempre, el mercado te echa. Que te queda: ventas hechas por debajo del precio de compra en un periodo de inversión ridículo. Has especulado y siempre sale mal, o casi siempre (sólo a los listos les funciona. Yo que soy tonto, siempre pierdo especulando)

Es un poco lo que pasa ahora mismo. La gente se angustia porque piensa en el recorte en curso y no sabe hasta donde llegará. Y qué más nos da. Si creemos que en marzo estará mejor, pues a esperar a que se recupere de este valle. Esto es invertir y lo otro es especular, tratar de adicinar el futuro.

No tenemos ni idea de qué hará la bolsa mañana, ni el mes que viene. Algo intuimos de cómo estará dentro de un año. Acertamos si pronosticamos a 3 años. Y la clavamos si recomendamos invertir a 5 o 10 años. Qué fácil dirás. Pues eso, invertir es fácil, especular no. Invertir sabemos hacerlo tu y yo; y aún así, nos equivocamos. Especular es para listos.

Al grano, ¿cuanto subira hasta marzo? Al menos un 20% más. Ahí es donde empezará a escocer a los que se lo han perdido y entrarán como locos, justo cuando les tengamos que vender nuestras posiciones. No ahora. Esto tiene pinta de seguir para arriba. Y las razones de la subida, otro día que me alargo.

25 septiembre 2009

tenemos una tendencia alcista

Este mercado va a estar escalando paredes de dudas “climbing walls of worry” durante mucho tiempo. Esta expresión es la que define una tendencia alcista. Si no hubiera dudas, no subiríamos. Si todo el mundo estuviera en el mismo lado del mercado, no existiría como tal. El mercado sube con dudas, como siempre ha sido.

A caídas como las de ayer y hoy le seguirán períodos de alza en las cotizaciones. Eso es natural. Lo importante es que los fundamentos siguen apuntando en una dirección positiva: se siguen reduciendo los spreads de los bonos corporativos Investment Grade y High Yield. Han tenido un notable descenso desde sus recientes máximos de todos los tiempos alcanzados este invierno. La volatilidad implícita en los bonos y acciones se siguen reduciendo considerablemente; los precios de la energía se han reducido enormemente, la mayoría de los precios de los productos básicos están por encima de los mínimos recientes, y todas las medidas de la oferta de dinero está aumentando a un ritmo vertiginoso y situándose en máximos históricos. Es más, ha habido un importante ajuste del precio de los activos. Los precios de la vivienda han bajado por todas partes, y los costes de financiación se han reducido también. Las acciones están históricamente baratas no importa cómo lo calculamos, todo a pesar de la subida acumulada. La gran mayoría de las hipotecas de alto riesgo y sus pérdidas han sido reconocidas y absorbidas. La política fiscal va a llegar a ser mucho menos dañina para la economía que la que se temía apenas unos meses atrás.

Las cosas podrían estar mejor, pero podría haber sido mucho peor la salida de la crisis. Hay que estar optimista, y pensar que la tendencia alcista continuará varios meses más, como siempre ocurre con una tendencia: es larga, tiene mucha inercia.

En un mercado bajista, la frase típica es “bajar la pendiente de la esperanza” (“going down the slope of hope”). Los inversores no pueden creerse que el mercado bajista está teniendo lugar, como en 2000 después de la subida vertiginosa de la década de 1990. La gente pensó que el movimiento hacia abajo tenía que terminarse en algún momento. Una vez que el mercado ha caído se produce un rally (bear market rally), un rebote rápido dentro de un mercado bajista y la gente piensa que las cosas vuelven a la normalidad. Pero el mercado golpea de nuevo. Luego hay otro mercado bajista, y entonces el mercado se desmorona otra vez. Esto ocurre una y otra vez y, finalmente, llega la desesperanza y decimos: “Dios mío, nunca podré vender estas acciones”. Ese suele ser el fondo. Si tiene algún dinero adicional, ese es el momento de invertir. Hay que recordar la claudicación de muchos en otoño 08 / primavera 09.

"Por el contrario, en un mercado alcista, la frase clave es "escalar paredes de preocupación” (climbing walls of worry). La gente está preocupada de todo, hay un enorme pesimismo, todo puede torcerse. Los medios de comunicación están llenos de preocupaciones. Entonces los inversores discuten sobre cuánto tiempo pueden durar las subidas. La tendencia de cualquier mercado nunca va en línea recta, hay dientes de sierra. Así que nunca se sabe si la tendencia actual es la real. Sólo cuando ha ocurrido la gente puede mirar hacia atrás y decir: se trata de un mercado bajista o un mercado alcista. En la década de 1990, la gente se preguntaba si podría recuperarse el mercado de la recesión. No fue hasta 1995 cuando la gente realmente se creyó que el mercado alcista era real. En 1997, tuvimos la crisis asiática y el mercado aguantó. En 1998, Rusia se derrumbó y el mercado se dio otra galleta. Y nos acordamos de la tendencia bajista iniciada por las tecnológicas del 2000. En el 2003, terminando la guerra de Irak tras los atentados terroristas de 2001, muchos supimos que entrábamos en un mercado alcista. A mi me recuerda esa certidumbre de 2003 con la actual. Exceso de liquidez en el mercado, abaratamiento de todos los activos, poca alternativa válida, provoca un mercado alcista, lleno de dudas y preocupaciones como entonces, con sus dientes de sierra también.

24 septiembre 2009

mercado inmobiliario español


Dentro de los factores que nos harán salir de la crisis habrá que corregir uno de los motivos por el que nos metimos en ella, la crisis del mercado inmobiliario: la fuerte subida que se produce en los diez años anteriores y que provoca una oferta excesiva que tendremos que digerir.

El residencial sigue de capa caída. Los números son preocupantes. Puedes verlo en el anuario de Acuña & Asociados (
Anuario Inmobiliario 2009) , asesoría y consultoría económica y financiera especializada en el sector inmobiliario, de la que te extracto los siguientes números de volúmenes en oferta, previsible demanda y perspectivas de precio:

OFERTA ACTUAL


DEMANDA PREVISTA
ESTIMACION PRECIOS
Soy más pesimista en precios. Al menos deberíamos ajustar lo mismo que EEUU y Reino Unido (-30%). Y quizás algo más por culpa de la idiosincrasia española (¿-50%?) Faltan tres o cuatro años más para hacer suelo. Y mientras tanto, mercado seco y cargándose las entidades financieras de activos de promotores y de morosos.

Durante muchos años la tendencia de la subida de precios era semejante a las subidas de la renta per capita. Y sin embargo, desde 2000 se crea una burbuja inmobiliaria, aprovechando los bajos tipos de interés y la locura de los promotores que se lanzan ante un mercado insatisfecho y con una escalada singular de precios que es ahora cuando está purgándose.


Y este otro artículo es más preocupante: 3.000.000 de casas en España sin vender, de Edward Hugh:
Yes, up to three million. That was the conclusion reached in the 2009 annual report on the Spanish property market prepared by Madrid-based real estate analysts R. R. de Acuña & Asociados. The report is described by Sunday Times Spanish Property Doctor columnist Mark Stucklin as one of the most influential annual reports on the sector, so the conclusions are hardly to be sneezed at, indeed the assumptions made in the calculations appear on the surface to be entirely plausible. In fact, having read the summary of the report, Variant Perception's Jonthan Tepper wrote to me to ask whether I thought we were being "dire enough". Yep. Sufficient unto the day is the direness thereof.
So where does the 3 million number come from? Well, according to the estimates of R. R. de Acuña & Asociados there are currently 1.67 millon flats and houses on the market and looking for a buyer in Spain. Roughly 1.1 million of these are new, while a further 518,000 second hand residential properties are now estimated to be languishing on the market. To this number we then need to add the 327,350 properties under construction but still unfinished - these will either need to be completed or knocked down, but in either case they represent a problem.
Finally we come to the 1.098 millon housing units for which planning permision has already been granted together with an allocated credit line of 52.947 billion euros courtesy of the Spanish banking sector. Of course maybe may say, well these properties will never be buit, and this may be true, but deciding whether or not to build them is a much more difficult decision to take than it seems, since any such decision would be equivalent to throwing the towel in on Spain's construction industry, and would constitute an implicit recognition that the policy pursued so far by the Zapatero administration of trying to soldier on through to 2011 had been a failure. Construction activity is still only down some 30% from peak, and if we think it will need to fall from nearly 12% to around 4% then it still has at least another third (or fifty percent of current output) to come down, and this is where all the issues start.
Deciding not to go ahead with these houses would basically mean very little construction activity in Spain during the next couple of years or more. Evidently this would push up unemployment even further, and here is where the problem comes, since this deterioration in the general economic situation would make it even harder for the property market to recover.
Any kind of bubble like the one we have had requires that everything feeds on itself, the moment this stops happening everything starts to deflate, and this is what is happening now. Simply not building - which I obviously think is what they have to decide - would mean another vicious twist in the screw, more construction company bankruptcies, and hence more bad loans for the banks.
Faced with this, and crazy as it seems, there is a certain logic in continuing to fund zombie builders to build houses that evidently no one needs, since money is cheap from the ECB, and this way the bad-loan book looks, well if not good, at least not so bad. And who knows - so the thinking goes - maybe one day we will find a use for all these houses. And this is where the pre-funding issue comes in, since the builders have had to demonstrate in order to get the permission that they have the financial resources to see the projects through, and the banks accordingly have had to set aside the 50 billion euros or so in anticipation of this, which is why, as Madrid University Professor Daniel Villaba pointed out earlier in the year, keeping funding the zombie builders means effectively starving Spain's Pymes (or small businesses) of much needed working capital. But the banks can't simply tell the builders to go to hell, and not to build, since if they do the builders will declare themselves insolvent, with the evident consequences that that much cultivated non-Performing Loans rate would suddenly shoot up.
So adding everything up, we find that between them Spanish estate agents, banks, savings banks and private investors are now either owning or holding the tab on a grand total of something like 3.1 million properties, all of them looking for, or about to be looking for, that ever so elusive thing in Spain, the potential homebuyer.
Another interesting conclusion is that 75% of existing builders will simply go out of business in the next five years - since which everway you look at it, building now or building later - Spain's construction sector is hopelessly overpopulated.Fortunately Mark Stucklin has given us what he calls a a "bulleted summary" of the main points in the report, and these I reproduce below. To his summary I would only add two further points of my own.
Firstly the estimate of 25% unemployment by the end of next year contained in the report may well be on the low side, especially if the Spanish government is running out of funding for the stimulus programmes. Spanish INEM employment department officials have already leaked estimates that if the Plan E type projects are not renewed, then we could see something like 700,000 additional unemployed in October and November of this year alone. If these warnings turn out to be realistic then my feeling is that we will hit 25% unemployment around Easter, and then start heading up towards 30%. We should break through the 30% level around the turn of 2010/11 or by the spring of 2011, depending on a lot of factors which are still hard to see at this point. And where will we stop? No idea at all, since this simply depends on when the Spanish citizenry decide they have had enough and a package of emergency measures are put in place. It is hard, given the way the eurosystem works, to see how a "short sharp shock" may be administered, but something of the kind will be needed, or the patient will simply arrive moribund on the operating table.
My second observation is merely anecdotal, but the Acuña & Asociados report places a lot of emphasis on the coastal situation, which has, to some extent, already been "factored in" by most participants, however quite by chance I have talked with a number of people in recent days who have stressed with me just how serious the situation is in the satellite towns around Madrid, built as they have been for Ecuadorians who never arrived, or Romanians who have already left. I think this element is yet awaiting a proper accounting, and the cost is unlikely to be small.

España está fatal.

23 septiembre 2009

xavier sala martin



Es uno de los economistas españoles más citado en el mundo. En su opinión, el sistema capitalista funciona y es el más exitoso de la historia de la humanidad, porque nunca se había erradicado la pobreza a los ritmos que se ha hecho. Cree que la crisis financiera ha sido una más, ni por asomo como la Gran Depresión, y vaticina un futuro de gráficos en forma de dientes de sierra. Esta es parte de una entrevista realizada por ABC donde XAVIER SALA MARTIN, sin pelos en la lengua, define su opinión sobre la situación española actual:


El Gobierno culpa de la crisis y del calentamiento global al neoliberalismo salvaje. ¿Siente usted la culpa del pecador? No tienen ni idea. Que la crisis la haya causado el capitalismo es como decir que el divorcio lo ha causado el matrimonio. De forma inherente, el capitalismo tiene subidas y bajadas, y ahora estamos en una de las bajadas, pero no es de las más grandes de la historia, aunque en España es diferente. Decir que el sistema financiero estadounidense no estaba regulado es de locos, porque lo está en exceso, y también tenemos las leyes de Basilea, que requieren a los bancos cuidado a la hora de asumir riesgos. Lo que pasa es que se ha regulado mal, y eso es un problema para quienes desean regularlo todo.


¿Culpa a los reguladores? Los que defienden que todo se arregla regulando no saben hacerlo y eso es lo que ha creado problemas como que los bancos tomaban paquetes de hipotecas mezcladas, creaban un instrumento y lo ponían fuera de balance porque Basilea lo permitía.


Está claro que el origen de la crisis ha sido legal… Quienes impulsaron hipotecas para familias insolventes fueron Clinton y Bush mediante dos empresas gubernamentales, Freddy May y Freddy Mac, que aseguraban las operaciones. ¿Eso es liberalismo salvaje? También todo el mundo empezó a pedir créditos porque los tipos de interés entre el año 2000 y 2005 estuvieron casi a cero, gracias a unas instituciones semipúblicas que se llaman Reserva Federal y Banco Central Europeo. Creyeron que así combatían la crisis de las punto com, pero los mantuvieron bajos demasiados años.


¿Falla el diagnóstico gubernamental? La culpa es de las instituciones creadas por los gobiernos y no del liberalismo. No entender de dónde viene el problema es la mejor manera de no arreglarlo. Si tienes un cáncer y vas al médico y te dice que es un simple dolor de oído, vas mal. Los que responsabilizan a los mercados de la crisis deberían hacer un mejor diagnóstico, sobre todo si son ministros. Y eso explica que se estén tomando medidas que no tienen ningún sentido y que empeorarán el problema.


¿Cómo es posible empeorar, tal vez con inflación? Sí, porque el gran problema ahora es la deuda. Todos los gobiernos del mundo están endeudados hasta las cejas, con déficits fiscales que en el caso particular español es extravagante…


Casi del 10%... Cuando Europa requiere un máximo del 3%. Y el déficit es como la pasta de dientes, que una vez la sacas del tubo es muy difícil volver a meterla. Ya veremos cuando España tenga que reducir el déficit del 10% al 3%. ¿Cómo hacerlo?, ¿subiendo los impuestos de forma bestial?


Ya se ha anunciado la subida de impuestos… Si se suben los impuestos se debe hacer de forma inteligente, no a los ricos, sino procurando que no castiguen la actividad económica. Para eso existen cursos enteros de Hacienda Pública que explican que hay impuestos buenos y malos; gastos buenos y malos y regulación buena y mala. No se trata de que todo vale. No es cuestión de más o menos Estado, sino de Gobierno bueno o estúpido.


¿Así se podrá pagar la abultada factura social? También se puede dejar de gastar. Y mientras, siguen culpando al mercado, cuando en realidad están creando un déficit insostenible.


¿Igual que EE.UU.? El mayor problema de EE.UU. es el déficit fiscal, que actualmente está absorbiendo el 80% del ahorro mundial, en vez de financiar empresas innovadoras.


¿Cómo pagar la deuda? Yo vivo en EE.UU. desde hace 25 años y sé que no se hará subiendo impuestos. Reduciendo gastos es bastante difícil, porque el gasto crea adicción entre los políticos. La única manera que veo es con inflación, reduciendo el valor real de la deuda. Y eso quiere decir que se repetirán los años 70, cuando había que subir los tipos de interés para amortiguar la inflación. Volveremos al mundo de esa década, de crisis recurrentes y periodos expansivos cortos.


¿El Banco Central Europeo tendrá que subir los tipos para combatir la inflación? Efectivamente, y volverán a crear una crisis para solucionar este problema del sector público. Para pagar la deuda, la tendrán que inflacionar, y para inflacionar el déficit fiscal deberán subir los tipos de interés, lo que provocará una nueva crisis. Y así sucesivamente.


¿Qué hacer? Ahora pondrán nuevas reglas, una gran regulación. Pero eso de la regulación financiera es como la regulación de la aviación, que cuando ocurre un accidente intentan poner reglas que eviten que vuelva a pasar, pero aquel accidente ya no lo evitarán. Y es que la aviación evoluciona más rápidamente que la regulación. Si se produjeran 25 accidentes al día, la regulación podría hacer algo, pero hay tan pocos accidentes, igual que crisis financieras (tres o cuatro en un siglo), que el cambio tecnológico en el mundo de las finanzas es tan rápido, como en la aviación, que a los gobiernos no les da tiempo a regular.


¿Qué le sugiere la Ley de la Economía Sostenible? Obligar a las empresas a gastar más de lo que merecen para implementar energías ineficientes será un fracaso. Si las tecnologías sostenibles son superiores, ya las adoptará la gente voluntariamente. Un estudio de placas fotovoltaicas concluye que toda la energía que se ahorra con su instalación es menor que la que se gasta en su fabricación y destrucción. Nos venderán la moto, como con la reducción de la velocidad a 80 por hora en los accesos a Barcelona para evitar el cambio climático.


¿El fracaso del diálogo social es más de la CEOE o del Gobierno, que tendrá que gobernar sin pactos? El problema no es el diálogo, porque se pueden hacer cosas sin consenso. El problema es de liderazgo. Si el Gobierno realmente lo tuviera, diría a los empresarios y a los trabajadores cómo se deben de hacer las cosas. El problema es que el Gobierno no sabe lo que se tiene que hacer y lo enmascara con el consenso. El Gobierno, en vez de ponerse delante a liderar, se ha puesto detrás, primero negando la crisis y haciendo que la gente perdiera la confianza. Nadie confía en este Gobierno porque tardaron demasiado, mintieron y se han equivocado en todas las medidas.


¿La reforma laboral es imprescindible en España para evitar paro y temporalidad? España la necesita, pero no por la temporalidad. En EE.UU. todo el mundo es temporal y nadie se preocupa porque no entienden el concepto de precariedad laboral. Allí encuentran enseguida un nuevo empleo, ya que es muy fácil contratar y también despedir. Todo es flexible.


¿En España también es fácil y por eso tenemos más de 4 millones de parados? El problema de España es que una persona de 45 años que va al paro puede ser para siempre. Porque un empresario, antes de contratarlo, como es complicadísimo despedirlo, se lo piensa diez veces. Aunque parezca paradójico, facilitar el despido es la mejor manera de ayudar a la contratación. Si cuando la gente se va al paro pudiera rápidamente volver a trabajar, la desocupación no sería un problema, porque la gente iría cambiando de empleo, como pasa en muchos países. España es uno de los países menos flexibles del mundo y ese problema estructural se debe solucionar con liderazgo. Pero dicho eso, creo que ahora no es el mejor momento para hacerlo, porque la crisis social es un problema potencial mucho más grave que la crisis económica. Creo que los trabajadores que están en el paro no entenderían que la solución es despedir más fácilmente. Aunque a la larga sea verdad.


¿Se debería haber hecho en época de vacas gordas? Ahora sería perjudicial. Muchos economistas ignoran demasiado fácilmente la cuestión de la paz social. Creo que España está en un momento precario en ese sentido. Este otoño podemos tener problemas graves cuando la gente deje de cobrar subsidios y empiece a tener problemas de verdad. Porque España nunca ha visto una crisis económica con tanta inmigración, que se recibe bien en épocas buenas, pero ahora no sabemos ni cómo se comportarán los extranjeros que están en el paro aquí, sin redes sociales como la familia, como tenemos nosotros, ni cómo se comportarán los españoles que estén en el paro y vean a los extranjeros trabajando.


¿Prevé el surgimiento del populismo, xenofobia o una ley contra la inmigración ilegal como en Italia? Puede surgir populismo y partidos neonazis, no sé. El problema es que no tenemos antecedentes, porque nunca había pasado en la historia de España que hubiera tanta inmigración en época de crisis. Estamos en terreno peligroso y por eso se debe ir con cuidado a la hora de emprender medidas que, sin embargo, se deberían adoptar, porque el mercado laboral español es el más inflexible del mundo. España siempre queda mal parada en el campo laboral en los rankings. Pero ahora no es el momento, y en este caso es bueno que el Gobierno no haga caso a los empresarios.


¿Tampoco en los aumentos salariales referenciados al IPC, que ahora es negativo? Eso es otra historia, porque ahora se deberían bajar los salarios.


¿Cómo aplicar la flexiseguridad en España? La clave está en distinguir entre trabajador y puesto de trabajo. Creo que se tiene que proteger al trabajador y no el puesto de trabajo, que no es nada. Protegerle quiere decir que cuando el puesto de trabajo desaparece, al trabajador se le ayuda a encontrar otro puesto, no el mismo. Y se le ayuda, básicamente educándole. Si Seat o Nissan se quieren ir, que se vayan, porque aquí no se debería permitir el soborno, como ocurre con las millonadas que dan por fabricar nuevos coches. Eso es un chantaje intolerable por parte de las empresas, y el Gobierno accede porque confunde puestos de trabajo con trabajadores. Lo que se necesita es un buen sistema para que esos trabajadores si tienen que estar 18 meses desempleados, vayan a formarse. Como lo hace Dinamarca, que sólo tiene casi un 3% de paro.


Otro artículo de este prestigioso economista que dice:


España puede "ser expulsada del euro"


El economista catalán Xavier Sala i Martín afirma que España es uno de los países que más se ha endeudado. "Es posible que España acabe siendo un problema para Europa y que, por ejemplo, la expulse del euro".


2009-08-19 Libertad Digital


Esta posibilidad está encima de la mesa desde hace meses. La espita saltó el pasado octubre, cuando salió a la luz un posible Plan C en el seno de la UE, en el que se contemplaba la expulsión de varios países miembros de la zona euro, tal y como avanzó Libertad Digital. En concreto, Grecia, Bélgica y España, debido a su elevado déficit exterior.

El economista catalán Xavier Sala i Martín afirma que tal amenaza no se puede descartar. España es uno de los países que más se ha endeudado y, en este contexto de crisis, aseguró que el país tiene un problema adicional porque no controla la política monetaria, ya que lo hace Europa. "Es posible que España acabe siendo un problema para Europa y que por ejemplo la expulse del euro", sugirió.

En una entrevista a TV3 recogida por Europa Press, Sala i Martín recordó que en el seno de la Unión Europea existen unas reglas que impiden que los gobiernos tengan déficits demasiado grandes. "España se ha saltado estos límites de una manera extravagante; ya veremos como regresa al límite del 3%".

Sala i Martín también pronosticó que España tardará en salir de la recesión, aunque dejó claro que hacer predicciones en economía es complicado, sobre todo en un momento de turbulencias y curvas. "De hecho, todas las predicciones que han hecho en los últimos dos años el FMI, la OCDE o el BCE han sido equivocadas; lo que diga ahora el FMI se debe tomar con precaución".

Preguntado por los 420 euros prometidos por Zapatero a los parados sin prestación, el economista opinó que el Gobierno español está jugando con la gente y no está ayudando a los más pobres de la sociedad. "Resulta que no era una medida para proteger a los más desamparados, sino que era una medida electoralista para decir que ningún parado se quedara sin dinero", lamentó. "Esto es jugar con los sentimientos de la gente, engañar a la gente de manera patética, pero, además, es la gente más pobre del país".

22 septiembre 2009

agorerism

Adjunto recibe la nota de prensa del informe de UBS sobre las perspectivas españolas y del WSJ reclamando reformas. No hay nada nuevo. Es lo mismo que decimos todos los economistas. Nubarrones en el horizonte. Hay que agarrarse los machos. Trabajar más y cobrar menos. El que la situación macro sea tan negativa no es óbice para tener que estar en cash. Hay muchas alternativas a la renta variable española. Y el cash tiene tipos ridículos. Un abrazo y que llegue cuanto antes el 2014 para volver a caminar, que tengamos más actividad, menos paro y menos deudas.

España se contraerá un 3,7% este año y no crecerá por encima del 2% hasta 2013, según UBS

(EUROPA PRESS) La economía española se contraerá un 3,7% este año y un 0,8% en el año 2010, por lo que probablemente no recuperará crecimientos superiores al 2% hasta el año 2013, ya que la recuperación será "lenta, débil y frágil", según las últimas previsiones elaboradas por UBS.

Según indicó el director de Estrategia de UBS en España, Roberto Ruiz, en una rueda de prensa, la economía crecerá sólo un 0,6% en 2011 y cerca del 1,5% en 2012, ya que la recesión se prolongará algunos trimestres más en España que en el resto de Europa porque los factores que mitigaron la crisis se volverán en su contra en 2010: el Euríbor y el precio del crudo.

Por sectores, UBS cree que la industria ha sobrepasado ya el punto de máxima contracción, por lo que la confianza, la producción y el empleo comenzarán a rebotar a lo largo de 2010, mientras que el sector servicios se estabilizará a comienzos del año que viene. De no ser así, la tasa de paro podría llegar a superar el 22%, con 5,4 millones de parados, y el PIB podría contraerse un 1% en 2010 y retrasar la salida de la recesión a la mitad del año 2011.

El sector inmobiliario tardará en estabilizarse y permanecerá durante años en niveles deprimidos de actividad y precio, lo que hará que la construcción no pueda volver a ser el motor de crecimiento de la economía, ya que el exceso de oferta, el paro y la previsible subida de tipos harán muy difícil un rebote significativo de la actividad.

Así, la vivienda pasará de representar el 18% del PIB al 5% tras restar más de un 1,5% durante dos años, aunque la edificación no residencial seguirá cayendo hasta el 2012. UBS cree que la demanda de viviendas debería estabilizarse en unas 370.000 al año, lo que provoca que actualmente sobren unas 900.000 viviendas, que se quedarían en 600.000 en 2011.

De todas formas, en 2009 se iniciarán cerca de 180.000 viviendas y se acabarán unas 450.000, agravando así el exceso de oferta. La cifra de viviendas en construcción tocará suelo a mediados de 2010, para recuperarse lentamente en 2011, siempre que la VPO pueda representar casi la mitad de la nueva obra que en 2009. Si no es así, el punto bajo del ciclo se retrasaría a 2012.

En cuanto a los precios, UBS cree necesario volver a los niveles de 1998, lo que obligaría a un desplome total del 26% (un 18% adicional según índices oficiales y un 8% según los privados). Aún así, el alto paro y las previsibles subidas de tipos aumentan el riesgo de caídas superiores e impiden el rebote de precios.

El gasto de las familias se contraerá hasta los primeros trimestres de 2011, lo que permitirá seguir incrementando su tasa de ahorro, mientras que el turismo registrará una recuperación muy lenta a partir de 2010 por el crecimiento débil de la economía europea.

El sector exterior debe ser el epicentro de los esfuerzos de empresarios y las administraciones, ya que ha España ha logrado mantener su cuota de mercado durante la crisis y es necesario intentar incrementarla. "Es crucial una reducción de la aportación negativa del sector exterior al PIB", señala el informe.

PARO POR ENCIMA DEL 20%

En el panorama laboral, la destrucción de empleo en todos los sectores y el aumento de la población activa causarán "inevitablemente" una rápida subida de la tasa de paro, que superará el 20% tanto en 2009 como en 2010 y seguirá por encima de esa tasas hasta el 2012. Además, se mantendrá en cifras muy elevadas, cercanas al 15%, durante la próxima década si no mejora de forma radical el entorno internacional y el mercado laboral español.

Así, la entidad considera que el potencial de la economía española se ha reducido del 3% al 2,2% y cree que para aumentar la productividad es necesario acometer reformas estructurales, también en el mercado laboral, que tiene que dirigirse a acortar las diferencias entre cuatro segmentos muy definidos: los trabajadores con empleo fijo, los trabajadores temporales, los funcionarios y los parados de larga duración.

BAJAR LOS SALARIOS Y REFORMAR LAS PENSIONES

Para conseguirlo, UBS apuesta por incrementar incentivos a la contratación, lo que facilitará la creación de empleo y llevará necesariamente a una caída de los salarios reales, que deben reducirse en un 10% durante la próxima década. "Si no hay reforma laboral, los mileuristas se convertirán en ochocientoseuristas", advirtió.

Por otro lado, UBS alerta de que la perspectiva demográfica es "preocupante", con una claro envejecimiento de la población que hará el sistema español "insostenible" a largo plazo, lo que hace necesaria una reforma en el marco del Pacto de Toledo en la que será conveniente plantear el retraso de la edad de jubilación.

En cuanto al saldo de las administraciones públicas, UBS asegura que el déficit rondará el 10% este año y que seguirá en el mismo nivel en 2010, de forma que la senda de consolidación fiscal no empezará hasta el año 2011 y lo hará de forma "muy lenta", obligando así a cierta restricción en el gasto.

SUBIR EL IVA, LA OPCIÓN MENOS MALA

De hecho, considera que sólo el recorte del gasto y el aumento de impuestos permitirá bajar el déficit del 9% en 2011, lo que hace "improbable" cumplir con el protocolo de déficit excesivo de la UE. En este sentido, considera que la subida de IVA es la "alternativa menos mala" en estas circunstancias porque permitiría mejorar la competitividad.

De esta forma, el ratio deuda-PIB superará el 60% en 2010 y el 70% en el año 2012, ya que la política fiscal va a ser más restrictiva en todas las administraciones, con subida de impuestos y recorte de gastos, lo que contribuirá a prolongar la recesión.
WSJ prevé años de escaso crecimiento en España si no hace "dolorosas" reformas
(EUROPA PRESS) La economía española ejemplifica mejor que ningún otro país de la eurozona tanto las grandes ventajas como los potenciales efectos negativos de la moneda común europea con una economía todavía en contracción, mientras que varios de sus socios europeos dan muestras de recuperación, según afirma el diario The Wall Street Journal.

El periódico augura que sin "dolorosas reformas" países como España, Grecia, Italia y Portugal parecen abocados a años de escaso crecimiento, lo que dificultará aún más el pago de sus deudas, aunque por el momento "ningún miembro de la zona euro corre el riesgo de no poder hacer frente a sus obligaciones". No obstante, los economistas consultados advierten de que existe el riesgo de una crisis de deuda pública en el seno de la eurozona si se acumulan varios años de estancamiento económico.

En el caso de España, WSJ apunta que tras haber disfrutado tipos de interés muy por debajo de las acostumbradas gracias a su incorporación al euro, los hogares y empresas españoles encontraron grandes incentivos en el endeudamiento, hasta el punto de que la deuda de los hogares alcanzó en 2007 el 130% de la renta disponible.
De este modo, la economía española logró situarse entre las diez mayores del planeta y superó en ingresos per capita a socios como Italia. Por contra, los costes de las empresas aumentaron, restando competitividad a las exportaciones, lo que se ve agravado por la fortaleza del euro frente al resto de divisas.
"Normalmente los países pueden restaurar su competitividad mediante devaluaciones de su divisa, algo que antes de su incorporación al euro España había realizado en varias ocasiones para evitar la recesión", señala el diario, que advierte de que actualmente España no cuenta con esta posibilidad, ni con la herramienta monetaria de fijar los tipos de interés más adecuados para su economía.

Por este motivo, el rotativo apunta que España deberá ganar competitividad a través de rebajas salariales y de precios respecto a sus socios de la zona euro, lo que apunta a años de estancamiento salarial en un país donde la gente se ha acostumbrado a una acusada mejoría de sus estándares de vida. "Algunos economistas prevén una década perdida al estilo de Japón", afirma el WSJ.

Así, los expertos consultados por el periódico pronostican el riesgo de una crisis de deuda pública en el seno de la eurozona si se acumulan años de estancamiento económico.
En este sentido, el diario apunta que los países de la eurozona podrían responder mediante una mayor unidad política, que permitiera la emisión de deuda pública de manera centralizada por las instituciones de la eurozona, aunque admite que esta posibilidad no goza de muchas posibilidades en el actual momento de escepticismo respecto a una mayor integración europea.

Asimismo, otra de las posibilidades de enfrentar una crisis de deuda pública, denominada "opción nuclear" sería que el país en dificultades abandonara el euro, aunque esto implicaría la práctica seguridad de impago de la deuda, que seguiría denominada en euros.

Por tanto, el periódico señala que la opción más probable sería la del rescate, a pesar de que las principales economía de la zona euro como Alemania o Francia encontrarían dificultades para justificarlo ante sus contribuyentes.

"Probablemente deberían imponer a otros países impopulares planes de austeridad del estilo de los aplicados por el Fondo Monetario Internacional (FMI), lo que aumentaría las tensiones en la UE", concluye el periódico.

21 septiembre 2009

reflexión

En tiempos de crisis como el actual, los empresarios hilan fino. Si tienen que bajar el precio de sus artículos porque no se venden, lo hacen. Si tienen que estar continuamente de ofertas, lo están. Si tienen que estar más pendientes de lo que quiere el consumidor, pues ése es su papel: ofrecer un producto que demande la gente. Si no se demanda, hay que cambiar de estrategia. No se pueden dormir los productos en las estanterías, se llenarían de polvo.

Esto lo hacen muy agresivamente negocios que han triunfado como Zara, que van pegados a lo que la gente pide. Se amoldan rápidamente al nuevo entorno económico y no esperan, como otros, que no perciben la dureza del momento, o como aquellos que van a otro ritmo, sin estar tan en el mercado como los primeros.

Estas estrategias comercializadoras de triunfo y fracaso se pueden trasladar al mercado de capitales. Hay inversores que siguen sentados sobre sus acciones, las mismas que tuvieron desde hace años. Otros las mantienen desde tiempos inmemoriales, siendo como un cacho de su propia vida, como una íntima posesión de la que uno no se puede separar. Muchos aciertan ya que estaban sentados sobre compañías muy buenas que se ajustaban al variante entorno económico. Pero otros fracasan dado su apego a acciones de toda la vida, o fondos de inversión que no era los apropiados, que simplemente los tenían porque un antiguo asesor se lo recomendó en su momento, para bien o para mal.

Qué difícil decisión, cortar con el pasado, vender esos valores o esos fondos de inversión o de pensiones que tantos años se han tenido, o que tan nuestros pensamos que eran. No seré yo el que se lo recomiende ya que me lo echaría en cara, le faltaría algo de lo que tiene tan gran apego.

Pues se equivoca. Los activos financieros que tiene en su banco “de toda la vida” ¿son los apropiados? Si es así, enhorabuena. Pero si duda de alguno, cámbielos. No merece la pena esperar a ver si mejora, a ver si sube de no sé qué nivel. No se engañe. Los seguirá teniendo muchos años más y quizás no eran los apropiados para Ud desde el primer momento.

Revise su cartera con detenimiento. ¿Alguna metedura de pata? ¿Garantizados? ¿Estructurados? ¿Demasiada seguridad? ¿Mucha renta fija en épocas de mercados muy alcistas? ¿Fondo de pensiones demasiado conservador? ¿Se podría mejorar la rentabilidad? ¿Ha invertido en algún fondo emergente, o sigue esperando? Tiene claro que el horizonte de la inversión es de muy largo plazo, más de 10 años, que no se va a comprar nada hasta dentro de muchos, muchos años. Y que puede que ni se compre nada y se lo deje a sus herederos. Que la gente ahorra no para cambiar de coche cada 5 años, sino para tener un capital financiero que nos de seguridad en épocas difíciles como las actuales, que nos proteja del paro…

Pero hay que actuar. Reflexionar de cómo estamos y qué tenemos. Y mejorar lo que sea mejorable. Dejarse asesorar y no empecinarse con ningún activo. En definitiva, son papeles, son acciones, fondos, dinero, que sólo sirve para darnos seguridad, más que para comprarnos cosas. Que ya tenemos demasiadas.

18 septiembre 2009

disclaimer


Un apretón de manos es nuestro entendimiento. Así es como la gente cerraba los tratos antes. No obstante:

La información y datos reseñados no suponen oferta, invitación de suscripción ni recomendación de adquisición de las inversiones y productos financieros descritos. Dicha información y datos tienen una finalidad meramente informativa y se recomienda tener un conocimiento más detallado de cada producto a través de las entidades gestoras y de los documentos y folletos inscritos en los organismos reguladores. El mercado financiero es fluctuante y está sujeto a variaciones: los tipos de cambio pueden sufrir oscilaciones que inciden directamente en la rentabilidad de los productos, tanto al alza como a la baja. No existe garantía ni promesa de rentabilidad futura. Tampoco debe tomarse como referencia la rentabilidad pasada del producto o inversión ya que ello no implica que se comporte de igual forma en el futuro.



xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx


La inversión en los mercados entraña riesgos. Aciertos pasados no garantizan aciertos en el futuro. la información de este blog es proporcionado única y exclusivamente con el propósito de informar, y no constituye una oferta o solicitud para comprar o vender ninguna acción, fondo, futuro, opción o cualquier otro instrumento derivado.

El objetivo de este blog es enseñar cómo se puede utilizar el análisis de bolsa y de las tendencias del mercado, y generar ideas. La información y cualquier dato estadístico contenido en este blog ha sido obtenido de fuentes que parecen fiables, pero eso no quiere decir que sean precisos o completos. Todas las opiniones expuestas aquí así como los datos proporcionados pueden ser sometidas a cambios sin aviso.

El autor del blog puede tener posiciones en fondos, acciones, futuros, opciones o en cualquier otro instrumento derivado que se pueda tratar en este blog.

No debemos olvidar que trabajamos con escenarios probables. No necesariamente se deben cumplir nuestras previsiones. El modelo puede cambiar a la luz de los nuevos datos que se incorporen. Nosotros no somos capaces de adivinar el futuro. Este blog se basa en estimaciones realizadas por el autor, sin que implique necesariamente recomendaciones de compra o venta.

Cada persona tiene su propio estilo de inversión, según su tolerancia al riesgo y su perspectiva temporal. Es responsabilidad de cada lector decidir el uso que se da a la información que proporcionamos con nuestros comentarios. Declinamos cualquier responsabilidad por actuaciones basadas en este blog.

De la educación dependen muchas cosas

Ya conocemos la situación de España (fracaso escolar, cultura del botellón…pérdida de valores ¿Pozuelo?) y su necesaria reforma. El cambio de modelo de crecimiento a largo plazo pasa por una reforma en la educación. De ahí depende parte de nuestra competitividad y productividad. Las reformas en los sistemas educacionales tardan muchos años en ver sus frutos. Cambios en educación se perciben pasada una generación.

Cuando planteamos invertir en un país a largo plazo, tratamos de estar al día de las tendencias que allí se están produciendo. La educación y su reforma es muy importante, no sólo en el sistema primario y el secundario, sino también la universidad y en el postgraduado.

El futuro de cada país se entiende en función del sistema educativo que tenga. Te adjunto qué se está haciendo en la sociedad china. Partía de unos estándares muy bajos, de su época cerrada comunista. Se están aplicando enormes esfuerzos en su mejoría. Para que te hagas una idea, en la época del comunismo de hace 20 años, un rector de universidad valía tanto como un obrero, “todos los hombres son iguales”. Un arquitecto cobraba 200 dólares al mes en el año 1997. Ahora las cosas están cambiando y se gradúan millones de universitarios todos los años. Son la nueva clase dirigente empresarial que culminará el proceso de apertura iniciado.


25 Surprising Facts About China’s Education System

If you think the administrators, school districts and government is cramping your teaching style, have you thought about what educators put up with in other countries? All school systems have a different dynamic, but China’s education system is especially unique. From preschool curriculum to vocational school to a new trend in adult education, here are 25 surprising facts about China’s education system.

General: Learn about China’s education history and its basic laws and regulations here.

1. Before 1949, 80% of the Chinese population was illiterate: Before the People’s Republic of China was founded, nearly 80% of the 500 million people living in China were illiterate. During Mao Zedong’s rule, education became one of the government’s chief priorities and experienced great change during the Cultural Revolution.
2. Chinese citizens must attend school for nine years: The public education system in China, governed by the Ministry of Education, states that all Chinese citizens must attend school for at least nine years.
3. Chinese youth have a 99% literacy rate: UNICEF reports that from 2000-2007, Chinese youth ages 15-24 years old enjoyed a 99% literacy rate.
4. China intends to match developed countries for supplies and school conditions by 2010: Though China’s primary and secondary schools are lacking in supplies and modern structures, they have created a special fund that will allow them to match the standards of well-developed countries by the year 2010.
5. Private schools were not implemented until the 1980s: While private schools have been common in the United States for years, China did not allow private schools to operate until the early 1980s.
6. Local governments and businesses oversee secondary education: High schools and upper middle schools are run by state and local governments as well as local business leaders.
7. Senior-level middle schoolers or high schoolers must pay tuition: After completing the compulsory nine years of education, students who wish to continue in high school, or the senior-level middle school, must pay a small tuition fee.
8. After-School Education: After-school education is an important aspect of the Chinese education system, and it is overseen by joint efforts between the Communist Youth League, Committee for Women’s and Children’s Work, and various departments in charge of education, technology, culture and more.

Layout and Grade-Specific: Discover the intricate layout of preschool, primary school and secondary school in this section.

9. Preschool lasts three years: Chinese students often start preschool as young as three years old and do not enter elementary school until they are six.
10. Preschool curriculum: Preschools and kindergartens put a lot of emphasis on training young children, since the Chinese believe that this time is crucial to personality development. Students are taught to play games, dance, sing, act and uphold the values of Truth, Kindness and Beauty.
11. Middle school is split into two categories: Lower middle school students receive a basic academic education including foreign language, Chinese language and math, but after they graduate, they take a test to determine their vocational/technical path or another basic extension of traditional school in which students learn science and the humanities while preparing for university.
12. High school lasts for three years: Chinese students receive primary or elementary school education for six or seven years, but are typically in middle school and high school for three years each.
13. Vocational schools: Vocational schools train students to become medium-level workers like technical personnel, construction managers and farmers.
14. Schools for Skilled Workers: These schools are set up to train junior middle school graduates in production and operations fields.
15. Students must take a test to go to high school or vocational school: Those who do not pass the test effectively end their formal education.
16. Preschool education in rural areas is still a work in progress: In China’s remote, aging communities, preschools and primary schools use alternative education options like game groups, activity centers and mobile aid centers to reach young children.
17. Vacation: Primary schools have 13 weeks of vacations and holidays, junior secondary schools have 12 weeks, and senior secondary schools have 10-11 weeks of vacation and holidays.
18. Junior Vocational Schools are mostly located in rural areas: Junior vocational schools, which prepare students to enter the labor market, are most often found in rural and disadvantaged communities.
19. Special education: Gifted and special needs students were not addressed until the 1985 National Conference on Education. There are now 1,540 special education schools in China, plus special vocation training schools for special needs students.

Higher Education: College and graduate school enrollment has increased significantly in the last few decades. Learn how and why these changes are occurring below.

20. College students apply through a central enrollment system: China’s Ministry of Education oversees all college applications.
21. Each year, nearly half a million engineering students graduate from college: Wikipedia estimates that each year, 450,000 engineering students graduate from Chinese universities.
22. Adult higher education programs have increased: In 2002, the Ministry of Education of the People’s Republic of China reports, there were 607 higher education institutions (HEIs) for adults and over 2.2 million adults enrolled in unique higher education programs.
23. Tuition changes: China used to cover the costs of college students, but a new system is evolving, in which students compete for scholarships and some students pay part of their tuition.
24. Graduate education is a relatively new concept: As China plans to improve its economic status, more systems are put into place to support graduate education. Between 1990 and 1995, graduate education enrollment increased at an average annual rate of 9.3%.
25. Between 1999 and 2004, college enrollment nearly quadrupled: In 1999, enrollment in higher education stood at 1.6 million, and in 2004, enrollment was up to 4.473 million students.